Suscriptor digital

Rosario: vecinos derrumban la casa de un supuesto narco acusado de un crimen

La pueblada ocurrió tras el fallecimiento de un hombre de 28 años que fue baleado en Navidad. Acusan al dueño de la casa de ser uno de los vendedores de droga de la zona oeste de Rosario
La pueblada ocurrió tras el fallecimiento de un hombre de 28 años que fue baleado en Navidad. Acusan al dueño de la casa de ser uno de los vendedores de droga de la zona oeste de Rosario Crédito: Captura
Germán de los Santos
(0)
9 de enero de 2019  • 12:12

ROSARIO.-La muerte de un hombre de 28 años, que falleció anteayer tras ser baleado el 25 de diciembre pasado, generó una pueblada en el barrio Ludueña, en la zona oeste de Rosario, donde un grupo de vecinos destruyeron e incendiaron la casa del supuesto asesino, al que acusan de ser uno de los principales vendedores de drogas ilícitas en ese sector de la ciudad.

La vivienda precaria donde vive Brian Muñoz, herido en el supuesto enfrentamiento con el joven muerto al que se lo identificó como Jonathan Jeréz, quedó convertida en una montaña de escombros, con restos de madera humeante. Los vecinos de la zona y amigos de la víctima volcaron su bronca contra la casa del supuesto dealer, que habría sido el asesino.

Investigación

Lo que ocurrió en la Navidad pasada en el barrio Ludueña aún está en proceso de investigación y no hay ningún detenido, pero las fuentes se contradicen sobre la motivación del homicidio.

Los familiares y amigos de Jeréz advierten que este hombre que vive en Tupac Amaru y Teniente Agnetta murió cuando fue atacado por una banda que se dedica a la venta de drogas cuando había ido a comprar una cerveza a un kiosco del barrio.

Del otro lado, dicen lo contrario. Afirman que el joven de 28 años fue a la casa de Brian Muñoz, que también vive en la zona, y que disparó e hirió a tres hombres que estaban en esa casa precaria. Incluso, amenazó con el arma a un bebé.

Los investigadores coinciden en que detrás de la erupción de la violencia hay un trasfondo de venta de estupefacientes. Este tipo de episodios se repiten seguido en esa zona, donde pequeñas bandas que expenden cocaína se enfrentan por problemas relacionados al microtráfico.

Discusión

Según testimonios que recogió el diario La Capital de Rosario, Jeréz fue a la casa de Muñoz armado con una pistola calibre 45 en la tarde de la Navidad. Mantuvo una discusión con dos hombres que estaban dentro de esa casa precaria, que respondieron al amedrentamiento disparándole un balazo en el pecho, algo que le causó 13 días después la muerte.

Daiana, la pareja de Jeréz, alega que el muchacho fue atacado a balazos cuando fue a comprar una cerveza a un kiosco cercano. La hipótesis de que hubo un enfrentamiento se asienta en que no sólo fue asesinado Jeréz, sino que también resultaron heridos de bala dos hombres.

Brian Muñoz y Rodrigo M. fueron llevados por familiares al hospital Carrasco con heridas en las piernas.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?