Suscriptor digital
srcset

5 etiquetas para desandar la ruta del torrontés

Verónica Gurisatti
(0)
23 de enero de 2019  

Considerada la más emblemática y autóctona de las uvas argentinas, es el segundo varietal blanco más exportado. Existen tres tipos de Torrontés: riojano, sanjuanino y mendocino, siendo el riojano el de mayor calidad enológica y más plantado. Se destaca por sus aromas terpénicos que recuerdan a las rosas, los geranios, la miel y la citronella, aunque su perfil aromático cambia según la altitud.

"En los Valles Calchaquíes es donde mejor se da, por la altura (más de 1.600 msnm), lo que se traduce en gran amplitud térmica, mucho sol, poca lluvia y vinos muy expresivos", afirma José Luis Mounier, enólogo de Quara y Finca Las Nubes. Hoy predomina la diversidad de estilos. Aquí, cinco representantes de nuestra variedad insignia.

El Esteco Old Vines Torrontés 2017

Bodega El Esteco, Salta, $625

Fuente: Archivo

Nuevo alta gama serio, sobrio, intenso, de aromas y sabores cítricos, mucha estructura y largo final. Elaborado en huevos de cemento con uvas de un viñedo plantado en parral en 1945 en Cafayate, sin crianza en roble, es tan complejo como agradable y un buen ejemplo de lo que debe ser un vino blanco de calidad. Diferente de la mayoría y muy recomendable para todo momento. Fiel exponente de los mejores Torrontés de Argentina.

Anko Torrontés 2018

Bodega Los Cardones, Salta, $270

Fuente: Archivo

No es un vino más, sino un torrontés joven, moderno y muy bien elaborado con uvas de un viñedo de 60 años ubicado en Cafayate. Sobresale por sus aromas y sabores frutales que se funden con notas dulces y florales, y su acidez natural que le da una frescura interminable. En boca es untuoso y de buena fluidez, tiene un perfil fino y nada exuberante y un final redondo y elegante. Ideal para descorchar con amigos en reuniones informales.

Quara Reserva Torrontés 2016

Bodega Finca Quara, Salta, $225

Fuente: Archivo

Un clásico de Cafayate que cosecha a cosecha sigue mejorando. Muy aromático, con notas florales y tropicales, textura suave, buena estructura y gran frescura en el final gracias a su firme acidez que equilibra la untuosidad. Solo el 50% del vino tuvo una crianza de seis meses en roble americano y francés, y se destaca por su sabor cítrico y sin amargores y la enjundia típica del Torrontés de altura. Perfecto para disfrutar cada vez que se pueda.

Amalaya Torrontés 2018

Bodega Amalaya, Salta, $200

Fuente: Archivo

Torrontés de perfil tradicional que se destaca por su carácter genuino y austero. Seduce con los aromas típicos de la variedad y el pequeño aporte de Riesling (10%) que le da un dejo cítrico, verdor y nota mineral. Es fresco, untuoso, de sabor alimonado, fácil de tomar, con buen cuerpo y equilibrio, y una acidez inmejorable que limpia el paladar e invita al próximo trago. Ideal como aperitivo, con un tapeo o para acompañar comidas.

Recomienda:

CLUB BON VIVIR

Piattelli Reserve Torrontés 2016

Bodega Piattelli Vineyards, Salta, $422

Fuente: Archivo

Señorial y con mucho carácter, un Torrontés for export que representa muy bien a Cafayate, el origen de la cepa. Refinado y de estilo internacional, no es exuberante y tiene algo cítrico en la nariz que lo hace más vivaz. El 20% del vino fue criado en roble francés y americano, de ahí su volumen y estructura. Muy agradable la fruta blanca y floral en el paladar que se complementa con un toquecito de madera al final y una acidez que es un lujo.

Disponible en BonVivir.com

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?