Suscriptor digital

Más presión a Maduro: EE.UU. le traspasa a Guaidó el control de fondos del petróleo

El Departamento de Estado le permitirá al Parlamento recibir y manejar activos depositados en cuentas bajo control de la Fed y de otros bancos; la oposición volverá a protestar hoy en todo el país
El Departamento de Estado le permitirá al Parlamento recibir y manejar activos depositados en cuentas bajo control de la Fed y de otros bancos; la oposición volverá a protestar hoy en todo el país Fuente: AP
Daniel Lozano
(0)
30 de enero de 2019  

CARACAS.- El presidente Nicolás Maduro no encuentra un respiro ante la ofensiva de la Asamblea Nacional (AN) y sus aliados internacionales. El Departamento de Estado hizo público ayer que permitirá al Parlamento venezolano recibir y controlar activos financieros, depositados en cuentas gubernamentales bajo control del Banco de la Reserva Federal y de otros bancos estadounidenses.

"Esta certificación ayudará al gobierno legítimo de Venezuela a salvaguardar esos activos en beneficio del pueblo venezolano", confirmó el vocero Robert Palladino. "Instamos a otros gobiernos a reconocer al presidente interino, Juan Guaidó , y a dar pasos similares para proteger el patrimonio de Venezuela frente al robo del régimen corrupto de Maduro", añadió el Departamento de Estado en el comunicado.

De esta manera, Washington no solo consolida la autoridad de Guaidó, presidente encargado y jefe del Legislativo, sino que también le da un fuerte espaldarazo a la hora de planear el envío de ayuda humanitaria a Venezuela. Los diputados venezolanos Julio Borges y José Manuel Olivares, junto a Carlos Vecchio, nombrado encargado de negocios de la presidencia encargada en Estados Unidos, planean cómo llevar a cabo otra de las grandes apuestas del nuevo liderazgo opositor.

"Vamos a la articulación final para el quiebre de la dictadura", vaticinó ayer Borges, expresidente del Parlamento, antes de visitar junto a Vecchio la Casa Blanca, el Departamento de Estado y el Capitolio.

La nueva medida se produce solo horas después de que la administración del presidente Donald Trump adelantara el embargo petrolero contra el chavismo, un varapalo millonario para las cuentas del gobierno bolivariano, que Maduro recibió con quejas, pero sin el estruendo de otras ocasiones.

"Estados Unidos decidió transitar el camino de robarle la empresa Citgo [filial de Pdvsa en Estados Unidos] a Venezuela y es un camino ilegal. He dado instrucciones precisas al presidente de Pdvsa para iniciar las acciones políticas y legales ante tribunales estadounidenses y del mundo para defender la propiedad y la riqueza de Citgo", subrayó el "hijo de Chávez", que no escatimó críticas contra su rival opositor, a quien acusó de autoproclamarse inconstitucionalmente.

"Guaidó promovió estas medidas, él las avala. Le hacen daño económico a Venezuela", acusó el líder bolivariano.

El presidente de la Asamblea Nacional (AN) no lo negó, sino todo lo contrario. "La protección de activos venezolanos es a solicitud de la AN para que no sigan robando al pueblo con la corrupción en Pdvsa", confirmó Guaidó, que ordenó iniciar el proceso para nombrar a una nueva cúpula directiva en las empresas petroleras. El Parlamento quiere acelerar la toma de Citgo antes del pago de intereses en abril a los tenedores de un bono estatal que vence en 2020, sostuvo la agencia Reuters.

El bloqueo al principal músculo económico del chavismo asciende a 7000 millones de dólares en activos y 11.000 millones en ingresos. El Departamento del Tesoro solo permitirá que Citgo siga operando bajo condiciones.

"La medida del Departamento del Tesoro impactará en las finanzas públicas y en la volatilidad cambiaria", adelantó el economista Jesús Casique. El oro negro ocupa el 97% de las exportaciones de Venezuela, que tiene en Estados Unidos su principal cliente.

Los expertos temen que la medida empeore la producción y venta de combustible en todo el país, que ya sufre de colas constantes y de escasez en varios estados.

Manifestaciones

El reto opositor es de tal calibre que no da descanso a la revolución ni un solo minuto. Para hoy se convocó una "manifestación de apoyo" a la propuesta de la Asamblea Nacional por todo el país, consistente en permanecer durante dos horas (desde el mediodía) plantados en la calle.

Es una apuesta muy distinta a la gigantesca marcha en Caracas de la semana pasada, que fue apoyada por 60 manifestaciones en distintos municipios del país y reunió a cientos de miles de personas.

Para el sábado próximo, horas antes de que culmine el ultimátum otorgado por la Unión Europea (UE) a Maduro, la Asamblea ha solicitado el respaldo mundial de quienes la apoyan, tanto dentro del país como en todas las ciudades donde se desplegaron los cuatro millones de emigrantes venezolanos.

Los países más fuertes de la UE conminaron a la revolución a convocar elecciones libres y democráticas de forma inmediata, una exigencia que de no ser atendida acarrearía el reconocimiento de Guaidó como máxima autoridad del país petrolero.

Es un pressing continuo durante un mes que el chavismo está deseando que termine y que se empezó a torcer con la juramentación del discípulo del preso político Leopoldo López.

"Su rostro fresco distanciado de los últimos liderazgos realineó a la mayoría social con la dirección política y en consecuencia se activó el vector de la fuerza transformadora", resume el politólogo Piero Trepiccione.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?