Suscriptor digital

Stornelli aceptó como arrepentido al excontador K Víctor Manzanares

Víctor Manzanares
Víctor Manzanares Fuente: Archivo
Candela Ini
(0)
7 de febrero de 2019  • 22:11

El excontador de los Kirchner y socio de Daniel Muñoz, Víctor Manzanares, alcanzó, después de brindar una extensa declaración frente al fiscal Carlos Stornelli , un acuerdo para convertirse en arrepentido en la causa de los cuadernos. Ahora, resta que el juez Claudio Bonadio evalúe la información aportada por Manzanares y decida si homologa el acuerdo celebrado o si lo rechaza.

El histórico contador de los Kirchner y socio de Daniel Muñoz declaró frente a Stornelli durante tres horas el martes y once horas durante la tarde de hoy. La intención era convertirse en "arrepentido". Se trata del tramo de la causa de los cuadernos vinculado al lavado de dinero de Daniel Muñoz, el exsecretario privado de Néstor Kirchner .

Manzanares se encuentra detenido en el penal de Marcos Paz desde julio de 2017, por orden de Bonadio, el mismo juez que instruye la causa de los cuadernos, pero en el marco de la causa Los Sauces. En ese entonces, el juez ordenó detenerlo porque el contador había realizado maniobras de entorpecimiento sobre cuentas que ya se encontraban inhibidas por la Justicia. A fines del año pasado, la Unidad de Información Financiera (UIF) le indicó a los funcionarios judiciales Julián Ercolini y Gerardo Pollicita, por la causa Hotesur, que Manzanares tenía una cuenta en Luxemburgo, oculta ante el fisco argentino, con una suma de 300.000 dólares. Entonces enviaron un exhorto a Suiza y se congeló esa cuenta.

Quedó imputado en la causa de los cuadernos por su participación activa sobre el patrimonio de Daniel Muñoz y su rol en ese entorno de testaferros, abogados, y empresarios. Según supo LA NACION a través de fuentes judiciales, Manzanares tomó la decisión de arrepentirse y de aportar información relativa al monto de dinero que se manejó y a las personas que formaron parte de esos movimientos. No se trata de su primer intento: en diciembre ya había querido acogerse al régimen de imputados colaboradores, pero no había tenido éxito.

Manzanares, que trabajó junto a Néstor Kirchner desde 1977, tomó distancia de los Kirchner y renunció a fines de 2016. En la causa Hotesur , el año pasado, confesó haber alterado con Liquid Paper los libros contables de la empresa "por orden de Cristina". Fue perito de parte por los Kirchner en el año 2009, cuando el exjuez Norberto Oyarbide los investigó y sobreseyó en la causa por enriquecimiento ilícito, y fue el responsable de haber escrito las declaraciones juradas del matrimonio presidencial.

El contador santacruceño no se encuentra detenido por la causa de los cuadernos. En caso de ser aceptado como arrepentido por Stornelli y por Bonadio, quien debería homologar su acuerdo, la declaración debería ser enviada a quienes se encuentran a cargo de la causa Los Sauces, por la que se encuentra detenido, para que se tenga en cuenta el contenido de sus dichos y así concederle, en caso de que la pida, su excarcelación. La causa Los Sauces ya fue elevada a juicio oral, que se llevará adelante a cargo del Tribunal Oral Federal N° 5.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?