Suscriptor digital

Enrique Sacco, sobre los hijos de Débora Pérez Volpin: "Ellos me dan fuerza"

El periodista habló de la estrecha relación que aún mantiene con los hijos de su novia
El periodista habló de la estrecha relación que aún mantiene con los hijos de su novia
(0)
9 de febrero de 2019  • 23:56

Cuando Enrique Sacco comenzó a salir con Débora Pérez Volpin se encontró, de repente, compartiendo la vida con los dos hijos de ella, Agustín y Luna. Durante los siete años que estuvieron en pareja, los chicos se convirtieron en su familia y el periodista los adoptó como hijos del corazón. Invitado a la mesa de Mirtha Legrand , Sacco habló sobre cómo sigue la relación con ellos después de la muerte de su novia.

"La última publicación que hizo Luna en las redes expresa muy bien lo que sienten ellos: 'Sos lo que más extraño en este mundo', escribió. Débora era muy madraza", relató cuando la conductora le preguntó como estaban los chicos, que hoy tienen 21 y 18 años. "Ellos saben todo lo que pasa, están informados sobre la causa", agregó.

Agustín y Luna son hijos del camarógrafo Marcelo Funes, el primer marido de Débora. Cuando la periodista y Funes se separaron, lograron mantener una relación de armonía y ensamblar sus familias sin problema. "Marcelo es un padre súper presente, tenemos una relación muy linda entre los dos, y con los chicos también. Para mí son mis hijos del corazón".

A continuación, reveló: "Los chicos son un motivo fundamental para procesar todo esto, porque son el legado de ella. Nosotros cuatro teníamos una relación muy linda, y la verdad es que siguió siendo magnífica entre los tres. Ellos me dan un poquito de Débora todos los días, me dan fuerza".

Sacco también habló de su miedo a perder la relación con los hijos de la periodista después de la muerte de su mujer. "Yo sabía que la relación podía cortarse, porque ellos podían pensar que yo no era el papá sino la pareja de la mamá, y seguir por otro camino. Esa opción se me cruzó por la cabeza, y más allá del cariño que les tenía lo aceptaba". Sin embargo, la reacción de los adolescentes fue otra. "Todavía balbuceo y me emocionan las palabras de los chicos que me dijeron: "Nosotros queremos seguir siendo familia como éramos siempre". Eso es maravilloso. Por suerte la familia es unida".

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?