Suscriptor digital

Olympikus gritó campeón

Derrotó a Amigos por 3 a 1 y se desquitó por el título perdido en la última temporada ante Náutico Hacoaj
(0)
28 de abril de 2001  

AZUL (Especial).- Llegó el tiempo del desquite para la gente de Olympikus. La final perdida en la última temporada de la Liga Argentina de Clubes ante Náutico Hacoaj, en esta ciudad, todavía estaba muy presente; pero el deporte da revanchas y anoche la vivió Olympikus al consagrarse campeón, tras derrotar a Club de Amigos por 3 a 1 (24-26, 25-14, 25-18 y 25-19).

Lejos de repetirse la historia del año 2000, Olympikus se impuso en la serie por 4 a 1 y pudo brindarle el título a uno de los públicos más seguidores del voleibol nacional.

Más de 2000 personas colmaron las instalaciones de SAFA (otras tantas lo siguieron por una pantalla gigante instalada en la plaza) y alentaron al campeón con los cantitos motivados por la hinchada que se autoproclamó, con orgullo, "La número 7" , como manera de imitar la retórica que acompaña a la pasión futbolera, sobre todo la de Boca, con la 12 .

Esa misma hinchada que en ningún momento se asustó luego del traspié del equipo en el primer parcial, y en el que mucho mérito tuvo el subcampeón: Club de Amigos.

Es que en el primer set el visitante impuso un muy buen trabajo en el bloqueo; arma que tuvo que utilizar hasta el máximo de las posibilidades, ya que del otro lado Rodrigao se perfilaba como imparable.

Pero Amigos supo dominar al as de espadas de Azul con tres hombres en el bloqueo en cada uno de sus ataques. Entonces, con la figura del equipo local controlada, el conjunto de Palermo pudo jugar con mayor tranquilidad.

Sin embargo, no le resultó fácil a Club de Amigos obtener el set. Sus errores en el saque le quitaban efectividad; además de que su extranjero, el también brasileño Lucio Oro, no estaba en su mejor día.

Fue cuando Sebastián Firpo, armador de Amigos, comenzó a jugar con sus atacantes centrales (Gastón Alvarez y Hernán De Luca) y de esta manera los visitantes quebraron la defensa de Olympikus.

El cierre del primer set fue muy cerrado y mostraba que Olympikus no se iba a quedar con los brazos cruzados. Y menos delante de su gente.

El segundo parcial podría decirse que fue una verdadera paliza por parte del campeón. Ganó por 25-14, con una notable labor en el saque del brasileño Fabio Bonfim; y esto fue una clara señal de lo que se aproximaba.

Luego, el equipo se transformó en una verdadera máquina y, con el incondicional aliento de su gente, le resultó todo más fácil. Hasta cumplir con el sueño que se le escapó el último año: salir campeón.

  • El cuarto título. Con este campeonato, la ciudad de Azul celebró su cuarto título nacional. Los dos primeros fueron con el equipo Chacarita Juniors, en las temporadas 91/92 y 92/93; luego, ese club se disolvió y pasó a llamarse Azul Volley, campeón en el torneo 93/94, con Jon Uriarte (DT de Olympikus) como jugador. En 1998, Azul Volley le dejó paso a Olympikus.
  • Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?