Renunció Miguel Pibernus, vicegobernador del Chaco

El funcionario presentó su dimisión envuelto en denuncias de corrupción
(0)
6 de junio de 2001  • 11:10

El gobernador Angel Rozas aceptó la renuncia del vicegobernador de Miguel Pibernus, quien dimitió envuelto en un escándalo originado por diversas denuncias de corrupción.

El gobernador agradeció a Pibernus por el "acompañamiento" a su gestión desde el cargo que ocupó hasta ayer y resalto el valor de "renunciar a los privilegios" para someterse "como un hombre común" a la Justicia.

"Las instituciones democráticas del Chaco seguirán funcionando normalmente", dijo Rozas, asegurando que continuará en su empeño de sacar la provincia adelante "porque es un compromiso que tengo con el pueblo desde que asumí, en 1994".

La decisión tras cuatro denuncias

La renuncia de Miguel Pibernus al cargo de vicegobernador se produjo como consecuencia de un complejo cuadro de denuncias de las que fue objeto, en las que se lo acusó de diversos actos de corrupción detectadas en el área a su cargo.

Las denuncias fueron impulsadas desde el bloque Justicialista de la Legislatura provincial, principalmente por la diputada María Inés Pilatti Vergara, quien presentó ante el cuerpo y la Justicia, numerosas pruebas de los diferentes casos.

En su dimisión ante el gobernador, Pibernus reconoce "graves errores administrativos" en su administración y dice que estos son "usados maliciosamente" por los denunciantes "para poner en tela de juicio todo el accionar del gobierno".

"Pueden acusarme de lo que quieran, lo que no pueden hacer es prejuzgarme y declararme culpable antes de que se expidan los organismo de control o la Justicia", se defiende Miguel Pibernus recordando el estado de inocencia que da la Constituciona cualquier ciudadano "hasta que se demuestre lo contario".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?