Osvaldo Sabatini debuta como productor cinematográfico

(0)
21 de noviembre de 2001  

Con "Nada x perder", producción argentina que se estrenará mañana, Osvaldo Sabatini se acerca por primera vez al cine en su doble condición de protagonista y productor.

Hermano de la tenista Gabriela Sabatini y esposo de la actriz Catherine Fulop, Osvaldo se refiere, sin ocultar sus nervios, a este film "que contiene -apunta durante un diálogo con LA NACION- una gran cuota de suspenso y trata de insertarse en la parte oscura de la política".

Para lograr su objetivo se rodeó de un elenco artístico y técnico de primer nivel: Gerardo Romano, Germán Kraus, Paola Krum, Antonio Grimau, Lito Cruz, Graciela Alfano, Ana María Picchio, Franklin Caicedo y Mario Sapag. "En cuanto a la dirección -agrega- está a cargo de Quique Aguilar, un joven y promisorio realizador proveniente de la televisión que, en esta oportunidad y con la colaboración de Susana Aguilar y Graciela Hubert, escribió un guión muy atrapante, al estilo del género negro, un género que personalmente siempre fue mi preferido."

-¿El tema de "Nada por perder" refleja nuestra realidad argentina de hoy?

-Absolutamente -interviene Quique Aguilar-, ya que en la historia se habla de lo que nos pasa a nosotros, como argentinos, y de los modelos de corrupción existentes... La película es un thriller, pero basado en la cercanía de los episodios que vivimos a diario.

Osvaldo Sabatini explica su deseo de acoplarse al medio artístico: "No me considero un improvisado, ya que hace algún tiempo, y con Quique Aguilar como director, rodamos "Mercenarios", un film que nunca se llegó a estrenar. Posteriormente, decidimos crear la productora El Paso, y con ella pusimos en escena la obra "Extraña pareja femenina", de Neil Simons, que se representa en el teatro Lola Membrives... El futuro de nuestra productora está centrado también en la televisión, pero sin por ello olvidar el cine y el teatro."

Violencia y venganza

Gerardo Romano, uno de los actores principales del film, repasa sus trabajos para la pantalla grande -"Miss Mary", "Yo, la peor de todas", "Al filo de la ley" y, más recientemente, "La fuga"- aunque -apunta- "mis esfuerzos estuvieron siempre puestos a disposición del teatro... No obstante, cuando Sabatini me dio a leer el guión de "Nada por perder" supe que en él había una gran cuota de interés, ya que su temática tiene que ver con lo que nos ocurre día tras día en una Argentina difícil de predecir... Mi personaje en un abogado aficionado al boxeo que, de pronto, se ve inmerso en una compleja madeja con mucho de violencia y de venganza".

-Osvaldo, ¿por qué decidiste protagonizar su película?

-En principio yo no iba a ser el protagonista, sino sólo el productor... Pero Quique Aguilar me convenció de apostar a ese personaje que es un abogado en plena lucha por afianzarse económicamente. Su vida, sin embargo, da un sorpresivo y trágico vuelco y frente a atropellos e inoperancias decide hacer justicia por mano propia... Relatar el final de la historia sería quitar la sorpresa al público.

A los 29 años, Quique Aguilar tiene muy en claro su propuesta frente a "Nada por perder": "Hemos cuidado al film en todos sus detalles. Rodamos durante casi ocho semanas en exteriores porteños, y tratamos de que el clima se aproximase al cine negro de Hollywood. Un grupo de técnicos jóvenes me acompañaron en este esfuerzo, y creo que el resultado final es absolutamente digno... Desde ahora, la película está en manos del público".

Sabatini expresa finalmente: "Hacer esta película fue un esfuerzo totalmente independiente, y nos apoyaron Telefé, Space y otras empresas importantes, lo que nos permitió no esperar créditos ni préstamos oficiales... Creo que el cine argentino necesita de estos esfuerzos privados, y espero que el resultado sea bien recibido por los espectadores, ya que de ellos dependemos para continuar con la marcha de nuestra productora".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios