Carrió está primera por el desgaste del PJ

Todos los candidatos presidenciales del peronismo cayeron este mes por la lucha partidaria y crecieron los no justicialistas
(0)
25 de diciembre de 2002  

La interminable pelea interna en el peronismo está resultando en el desgaste de todos sus precandidatos presidenciales, hecho que favorece a los candidatos no peronistas mejor posicionados en las encuestas, Elisa Carrió y Ricardo López Murphy, según el último sondeo de Ipsos-Mora y Araujo especial para LA NACION.

Carrió, diputada y líder de Afirmación por una República Igualitaria (ARI), encabeza las preferencias de intención de voto, con un leve repunte respecto del mes pasado: de 16,2 por ciento creció a 16,6 por ciento.

En noviembre, ocupaba el segundo lugar debajo del ex gobernador de San Luis y ex presidente de la Nación por una semana, Adolfo Rodríguez Saá, que cayó del 17,3 por ciento de entonces al 15,6 % de este mes.

Tercero en el ranking aparece el ex presidente Carlos Menem, que también cayó en el último mes, de 14,2 por ciento a 13,8 por ciento.

López Murphy, líder del centroderechista Movimiento Federal Recrear y ex ministro de Economía de la administración de Fernando de la Rúa, se mantiene muy por debajo, pero creció casi dos puntos, del 5,7 por ciento de noviembre al 7,5% actual.

Ninguno de los precandidatos del radicalismo, hoy envueltos en una escandalosa elección interna, figura en la encuesta con más del 2 por ciento de la intención de voto, de modo que fueron incluidos dentro de la amplia categoría "otros".

Las diferencias entre los principales postulantes, sin embargo, son estrechas, y no se destacan claros favoritos para las elecciones generales previstas para el 27 de abril próximo.

"Si bien la tendencia a la lenta erosión del voto a candidatos justicialistas, insinuada el mes pasado, se mantiene, la intención de voto continúa mostrando una alta dispersión, las diferencias no son significativas y no se define una polarización -concluyen los encuestadores-. Por lo tanto, el resultado final continúa indefinido y seguramente seguirá así hasta tanto los partidos resuelvan sus internas y las reglas del juego queden claramente establecidas."

La encuesta es nacional, abarcó 1200 casos y se realizó entre el 12 y el 17 del corriente mes. Tiene un nivel de confianza del 95 por ciento, con un error del +- 2,8.

Elección interna

Entre Menem y López Murphy, según el sondeo de Mora y Araujo, se ubica el candidato peronista que podría convertirse en el postulante del duhaldismo, el gobernador de Santa Cruz, Néstor Kirchner. Este descendió en esta encuesta de 9,2 por ciento en el mes último a 8,1%.

El último nombre del listado de postulantes con intención de voto lo ocupa el gobernador cordobés, José Manuel de la Sota, también peronista y que supo ser, hasta hace unos meses, el candidato del duhaldismo. De la Sota no logra superar su estancamiento en un nivel bajo de popularidad, según esta encuesta, que le otorga un 4,8 por ciento de intención de voto contra el 4,9% del mes pasado.

¿La razón de estas cifras en el PJ? Según la consultora, se explican por "la compleja interna del justicialismo" que "continúa desgastando a sus principales protagonistas".

Sólo el 29 por ciento de los entrevistados dijo que estaría interesado en votar en una elección interna del PJ, que todavía no se sabe si se realizará pese a los sucesivos acuerdos y desacuerdos entre menemistas y duhaldistas por fijar una fecha.

Entre dos

En cuanto a los favoritos para una elección interna del justicialismo, las opiniones están divididas entre Menem y Rodríguez Saá.

El primero reúne el 32 por ciento de las apuestas, contra el 30 por ciento del segundo. Los siguen De la Sota con el 13 por ciento y, inmediatamente debajo, Kirchner con un 12 por ciento.

Una mayoría de los entrevistados, el 61 por ciento, aseguró que no concurriría a la elección interna. Sólo está seguro de que lo haría el 12 por ciento, mientras que un 17 por ciento cree que lo haría -lo que resulta en un 29 por ciento de posibles votantes- y un 7% cree que no lo haría.

Por último, el sondeo señala como poco significativos los porcentajes de votantes que planean votar en blanco o no votar, en relación con cifras anteriores: sólo el 6,7 por ciento se ubicó en esa categoría.

La gente cree que ganará Menem

Aunque en el ranking de intención de voto aparece tercero, el ex presidente Menem suele ocupar el primer lugar en las encuestas cuando se pregunta a la gente quién cree que será el próximo presidente. Así ocurrió, nuevamente, en esta encuesta.

El 39,5 por ciento de los entrevistados arriesgó que él será el ganador de las próximas elecciones generales. "Entre quienes lo imaginan ganador y no lo votan se encuentran votantes de distintos perfiles y un 11% de indecisos", comentó el encuestador.

Elisa Carrió, que encabeza la intención de voto, reúne un esmirriado 3,4 por ciento de las apuestas.

Adolfo Rodríguez Saá sale apenas un poco mejor, con un 14,5 por ciento. El 32,2% no quiso o no supo contestar la pregunta.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?