A los 73 años, Menem fue padre de Máximo Saúl

"Me gustaría que llegue a ser presidente", dijo el dirigente
(0)
20 de noviembre de 2003  

No se llamará igual que él, como estaba previsto, pero sueña con que siga sus pasos. A los 73 años, el ex presidente Carlos Saúl Menem fue padre de Máximo Saúl, cuando ayer, en Chile, dio a luz su esposa, la animadora chilena Cecilia Bolocco, de 37 años.

"Me gustaría que llegue a ser presidente de Argentina o de Chile", dijo Menem, en La Rioja, al enterarse de la noticia. El bebe nació en parto natural, en una clínica de Santiago, tres semanas antes de lo previsto por los médicos. El nacimiento se esperaba para la segunda semana de diciembre.

Con 37 semanas de gestación, el bebe pesó 2,6 kilos y midió 47,5 centímetros, confirmó el propio Menem por la mañana desde La Rioja, antes de viajar para conocer a su hijo.

"Bendito sea Dios", dijo el ex jefe del Estado en las primeras declaraciones que hizo a la prensa.

"Siento mucha alegría y mucha emoción, me siento junto a Cecilia las personas más felices de la Tierra", señaló unas horas después, al llegar a la clínica Las Condes, en la capital chilena, acompañado por dos custodias y por su chofer. "Y a partir de ahora vamos a empezar con Cecilia a buscar la parejita", anticipó Menem.

La ex animadora televisiva llegó a la clínica acompañada por su madre y sus hermanas, Diana y Verónica.

El ex presidente relató que su esposa lo llamó por teléfono anoche antes de salir hacia la clínica para internarse. "En ese momento estaba mirando el partido de fútbol entre Venezuela y Bolivia" por las eliminatorias del mundial de 2006, precisó.

Comentó que ya había escuchado por teléfono los llantos del bebe. Y recordó que Bolocco, quien profesa la religión católica, había manifestado su deseo respecto de que el pequeño pudiera nacer el 8 de diciembre, día en que se conmemora el Día de la Inmaculada Concepción de la Virgen María.

Tanto Bolocco como el bebe se encuentran en buen estado de salud, según informó un escueto parte médico de la clínica.

La dirección de ese prestigioso sanatorio chileno mantiene un severo hermetismo en torno del nacimiento del pequeño Máximo y dispuso un importante dispositivo de seguridad en el tercer piso, donde se encuentra internada Bolocco, para impedir que se acerquen curiosos o periodistas.

La prensa chilena alberga pocas expectativas de acceder a mayor información, tomando como patrón las conductas de Bolocco en acontecimientos importantes de su vida, en los que acordó la exclusividad de las notas con determinados medios de comunicación.

La ex Miss Universo chilena permaneció prácticamente durante todo su embarazo en Chile, donde se sometió a un tratamiento de fertilización asistida y era visitada periódicamente por su esposo, que pasa sus días entre La Rioja y Santiago.

"Quizá venga otro"

En declaraciones que formuló a la Televisión Nacional de Chile, el ex presidente lamentó "no haber podido estar presente en el parto" y, sin que mediara pregunta, remató: "El nombre es Máximo Saúl y quizá venga otro más... Estoy muy feliz".

De acuerdo con las expresiones de Menem, que permanecerá en Chile durante algunos meses para acompañar a su esposa y a su hijo, el pequeño será bautizado en Santiago.

El ex presidente se había enterado de la noticia en La Rioja. "Si sale a la madre, lindo, y si sale al padre, un poco flaco", dijo sobre su hijo recién nacido, minutos antes de volar hacia Chile.

Menem tenía previsto viajar el viernes próximo, pero el adelantamiento del parto lo obligó a un viaje prematuro. El ex mandatario abordó el avión acompañado únicamente por sus custodias habituales.

Hacía varios días que Menem estaba en la provincia y, como siempre, con un muy bajo perfil. Mucho golf y encuentro con amigos.

Según comentó el propio Menem, su esposa le avisó por teléfono anteanoche que debía internarse y después de las cuatro de la mañana recibió la novedad del nacimiento.

"Una ayudita"

En marzo de este año, Bolocco hizo una de sus últimas visitas a La Rioja. En la misma residencia oficial de la gobernación en la que Menem recibió ayer la noticia del nacimiento Bolocco otorgó una entrevista a El Mercurio, de Chile. Le preguntaron a la esposa del ex presidente sobre el nombre del futuro bebe, aunque por entonces el embarazo todavía no estaba confirmado.

"No sé. Sé que tendría que mirarlo a los ojos, a ver si me da una ayudita, porque los nombres son tan propios que hay que mirarles la carita", respondió Bolocco.

El embarazo fue confirmado el 16 de abril último, cuando el ex presidente estaba en plena campaña por volver al poder. Desde sectores antimenemistas se sospechó, sin prueba alguna, que el embarazo era una simulación tramada en el marco de la estrategia de campaña.

El ex presidente tuvo dos hijos de su anterior matrimonio con Zulema Yoma: Zulema y Carlos Saúl, que falleció en marzo de 1995 al caer a tierra el helicóptero que pilotaba en la localidad bonaerense de Ramallo.

En pocos meses, aproximadamente en abril, Zulema Menem será madre, con lo que el ex presidente se convertirá, por primera vez, en abuelo.

Coincidencia

  • A partir de ayer, Néstor Carlos Kirchner tiene otro punto en común -además de ser justicialista- con Carlos Saúl Menem: un hijo llamado Máximo. Aún más, detrás de Máximo ambos nombraron a sus hijos con sus propios segundos nombres, Carlos y Saúl. Ni Menem ni Cecilia Bolocco aclararon por qué llamaron así a su hijo, aunque nadie cree que se trate de un gesto hacia el Presidente.
  • ADEMÁS
    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?