De la Rúa acusó a Tinelli por su caída

El ex presidente dijo que con "VideoMatch" "empezó la crisis de mi gobierno"; se sintió perjudicado con la imagen de "mofa"
(0)
18 de diciembre de 2003  

El ex presidente Fernando de la Rúa responsabilizó ayer al conductor y productor televisivo Marcelo Tinelli de provocar el inicio de la crisis de su gobierno.

El ex mandatario se refirió a su aparición del 21 de diciembre de 2000 en el ciclo de Telefé, que ese año se llamó "El show de VideoMatch 2000", a la que calificó como "un episodio lamentable".

"Tinelli luego se ha vanagloriado de ese programa, y con ese programa empezó la crisis de mi gobierno", dijo De la Rúa en declaraciones a Radio Mitre, y acusó al conductor de tratarlo con "deslealtad".

El ex jefe de Estado dijo que "había sido invitado para poner término a ese espectáculo lamentable de la mofa", en referencia a la imitación del humorista Fredy Villarreal, que lo caracterizaba como un presidente torpe y lento.

Sin embargo, ese objetivo no se cumplió, como admitió el propio ex mandatario, sino que "la gente empezó a ver más cercana a la verdad esa imagen de mofa que la que le daba la realidad". Además de la imitación, a esto colaboró una serie de errores que el ex líder de la Alianza protagonizó en esa emisión, y sobre las que ayer dio explicaciones.

"Tengo sentido del humor, pero el agravio no me gusta. Durante mi gobierno se hizo serio daño a la autoridad presidencial", opinó el ex mandatario radical en un nuevo capítulo de una suerte de raid mediático que comenzó luego de que el ex secretario parlamentario Mario Pontaquarto lo involucrara en sus denuncias sobre el pago de coimas en el Senado.

Desde entonces, De la Rúa dejó el ostracismo que mantuvo tras su renuncia, y en distintos ciclos culpó a los medios y a los humoristas del descrédito en que cayó ante la sociedad.

Justamente, tras la repercusión que tuvieron ayer estas manifestaciones, De la Rúa aclaró anoche a LA NACION que el programa de Tinelli "fue decisivo en la desestabilización de mi gobierno, pero no exclusivo". Y opinó que su planteo "no hay que banalizarlo" porque "lo importante es que se debe abrir un debate sobre el rol y la responsabilidad de los medios de comunicación". Ese debate "hay que darlo porque los medios forman parte de la política y del poder", señaló, y exhortó a las empresas periodísticas a "hacer un examen de su propio rol", porque "existe prensa independiente y otros que reciben sobres".

Responsabilidad

Sin embargo, admitió la equivocación: "Asumo mi responsabilidad por haber ido al programa, que fue perjudicial para preservar mi función", aseveró a LA NACION.

En materia económica, De la Rúa dijo en sus declaraciones radiales que la corrida bancaria y el corralito, en diciembre de 2001, fue "uno de los peores momentos" de su gestión, y opinó que fue un error su discurso sobre la implementación del estado de sitio un día antes de la caída de su gobierno. Y sobre el corralito agregó: "A pedido del gobernador (José Manuel) De la Sota, bajamos el proyecto inicial cuyo límite de extracción (de efectivo) era 1000 a 250 pesos porque nos dijo que si no se le vaciaba el banco de su provincia".

Por la noche, en el ciclo "A dos voces", que se emite por el canal de cable Todo Noticias (TN), el ex presidente no descartó que el juez federal Rodolfo Canicoba Corral disponga su detención en la causa de las coimas. Pero dijo que ello "sería absurdo".

Sin embargo sostuvo que no tiene miedo de ir preso, "lo que tengo es bronca", subrayó con un estilo más confrontativo que el habitual y del que lo acompaña en su regreso mediático.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios