Suscriptor digital

Renunció López Murphy y asume Cavallo el control de la economía

Hoy se decide si ocupa el ministerio o la Jefatura de Gabinete; jura a las 17; quedaron sin efecto los recortes en la educación
(0)
20 de marzo de 2001  

Tras una tensa y agitada jornada, el presidente De la Rúa confirmó anoche que Domingo Cavallo asumirá hoy, a las 17, "la conducción económica del país", aunque no precisó si lo hará en carácter de ministro de Economía o de jefe de Gabinete.

La crisis política sumó así una nueva baja: a sólo cuatro días de anunciar su resistido plan de ajuste, Ricardo López Murphy renunció cerca de las 22 al Ministerio de Economía, tras haber permanecido 15 días en el cargo.

En cuanto al plan de López Murphy, el primer mandatario dijo anoche que "no hay marcha atrás de nada", aunque aseguró que "el doctor Cavallo formulará una propuesta que evite afectar la educación".

Al mismo tiempo, volvió a ratificar "plenamente la vigencia de la convertibilidad y de la paridad cambiaria" y el "cumplimiento de las metas para el otorgamiento del blindaje".

El propio Cavallo, que esta madrugada, poco después de la 1, formuló declaraciones al periodismo junto con el Presidente en Olivos, pidió el respaldo de todos los legisladores a una serie de leyes que tiene previsto enviar para la educación, la Patagonia y las provincias tabacaleras. "Así -dijo-, tendrán todos los fondos que fueron contemplados en el presupuesto y en el pacto fiscal".

"Es tan grave la crisis que tenemos que tomar el toro por las astas y poner todos el hombro, sin especulaciones electoralistas", afirmó.

De la Rúa y Cavallo mantuvieron a partir de las 20 una decisiva reunión con los frepasistas Carlos Alvarez, Aníbal Ibarra y Darío Alessandro. Allí habrían analizado la delicada situación que se produjo luego de que, en la tarde de ayer, el peronismo y el Frepaso condicionaron su respaldo al gabinete de unidad nacional a la renuncia de López Murphy.

El jefe del Estado y López Murphy viajaron a Santiago, Chile, a la asamblea anual del BID, oportunidad en la que De la Rúa ratificó en su cargo al ministro de Economía.

Pero la falta de respaldo político y la presión ejercida por el PJ (como se informa por separado) precipitaron la renuncia de López Murphy.

De la Rúa vetó a Alvarez

Sin embargo, surgieron inesperados problemas para sumar al Frepaso al nuevo gabinete, debido a que, pese a que Cavallo había acordado con sus dirigentes la designación de Alvarez como jefe de Gabinete, De la Rúa se opuso a su nominación.

Por eso surgió la posibilidad de que Alessandro ocupe la cartera de Interior y Colombo siga al frente de la Jefatura de Gabinete, secundado por el cavallista Armando Caro Figueroa.

Pero al cierre de esta edición nada había quedado resuelto definitivamente. Además, el apuro por ocupar el Palacio de Hacienda dilató aún más los reemplazos en otras carteras, como Educación y Desarrollo Social.

Lo único que se pudo saber, además de las precisiones que brindó De la Rúa, es que Nicolás Gallo, ex ministro de Infraestructura y actual asesor del primer mandatario, ocupará la Secretaría General de la Presidencia.

Cavallo estuvo activo durante toda la jornada de ayer. Se mantuvo en contacto permanente con los gobernadores del PJ, mientras la indefinición por la crisis política derivó en turbulencias económicas: bajó la Bolsa, subió el riesgo país y centenares de particulares concurrieron a los bancos para cambiar pesos por dólares.

Ayer, todo fueron marchas y contramarchas durante la jornada. Sobraron afirmaciones rápidamente desmentidas, las advertencias, las negativas y las movidas políticas inconclusas. Cavallo, se dio por descontado durante todo el día, juraría hoy como jefe de Gabinete. El Presidente no contribuyó a disipar las dudas: "La incorporación de Cavallo es una posibilidad cierta", dijo ayer, en Santiago.

Fueron los cavallistas quienes primero vislumbraron las dudas. "Mingo se enteró por la TV que mañana (por hoy) asumiría. Pero antes deberían darse algunas garantías previas que hasta ahora no hay", afirmó a La Nación uno de los hombres que pasaron todo el día con el economista.

Cavallo se recluyó en su oficina de la calle Tagle junto con unos pocos hombres de su confianza. Telefoneó una y otra vez a los dirigentes y gobernadores con mayor peso político en el oficialismo y la oposición. Pero no obtuvo lo que buscaba: los poderes especiales. "Mingo trabajó todo el día como funcionario y De la Rúa no le dio las condiciones", lamentó anoche otro allegado a Cavallo, que quería para él la jefatura de los ministros.

A la ratificación de López Murphy hecha por el Presidente siguió más tarde la confirmación del ajuste. "De la Rúa está convencido de las medidas tomadas", dijo el vocero presidencial, Ricardo Ostuni. A las 22, López Murphy renunció. Y Cavallo, se confirmó, volverá a manejar desde hoy, a las 17, la economía del país.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?