Suscriptor digital

La economía cayó 0,5% el año último

La retracción más fuerte del PBI se dio en el último trimestre, al bajar un 2 por ciento
(0)
27 de marzo de 2001  

Por segundo año consecutivo la economía argentina volvió a caer. El producto bruto interno (PBI) de la Argentina, es decir el conjunto de bienes y servicios producidos en un plazo determinado, cayó 0,5 por ciento durante 2000 en relación con 1999, con una caída en la inversión interna bruta fija de 8,3 por ciento, informó ayer el Ministerio de Economía, según estimaciones provisorias del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Con estos resultados, la Argentina, suma el segundo año de contracción consecutiva, luego de que en 1999 el PBI se redujera un 3,4 por ciento.

Si se observa esta cifra en detalle, la retracción de la economía argentina se agudizó a fin del año: la comparación anual arroja una recesión del 2 por ciento en el último trimestre de 2000 en relación con el resultado de 1999.

Durante el año pasado, los sectores productores de bienes tuvieron una variación negativa del 2,9 por ciento, resultado que sufrió el arrastre de una caída del 4,7 por ciento en el cuarto trimestre. El comportamiento del período septiembre-diciembre estuvo influenciado por una baja de 13,4 por ciento en la construcción y de 4,5 por ciento en la industria manufacturera.

En tanto, los sectores productores de servicios observaron una caída interanual de 0,7 por ciento, pese a que durante los últimos cuatro meses del año crecieron 0,5 por ciento.

Por su parte, la baja del 8,3 por ciento de la inversión interna bruta es consecuencia de una disminución del 10,8 por ciento en el cuarto trimestre respecto a igual período de 1999. Ese desplome obedeció a bajas de 12,1 por ciento en la inversión en construcciones y del 8,9 por ciento en equipos durables de producción.

A comienzos de 2000, el equipo económico del entonces ministro José Luis Machinea estimaba que la economía crecería entre un 4 y 5 por ciento anual. Sin embargo, esta pauta se fue corrigiendo hacia abajo con el correr de los meses y como consecuencia de la falta de reactivación.

Para noviembre, Machinea y su equipo estimaban que el PBI tendría un crecimiento del 0,5 por ciento, o nulo, tal como ocurrió con la industria.

El Indec dio a conocer esta primera estimación del PBI luego de evaluar que la actividad económica cayó un 2 por ciento durante el último trimestre del año pasado, período signado por la crisis política y las posibilidades de una cesación de pagos.

Además, el consumo privado cayó un 0,1 por ciento y el público 0,4 por ciento, al tiempo que las exportaciones aumentaron un 1,8 por ciento.

La secuencia trimestral de PBI para 2000 fue de 0,5 por ciento en el primer trimestre; del 0,2 por ciento en el segundo trimestre, se retrajo 0,5 por ciento en el tercer trimestre y otro 0,5 por ciento en el último trimestre.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?