Suscriptor digital

Murió Simon Wiesenthal, el "cazador de nazis"

Sobrevivió el Holocausto y tras la Segunda Guerra Mundial se dedicó a rastrear criminales de guerra nazi para llevarlos a la justicia
(0)
20 de septiembre de 2005  • 09:05

VIENA (AP).– Simon Wiesenthal, el sobreviviente del Holocausto que ayudó a rastrear a criminales de guerra nazi tras la Segunda Guerra Mundial, y que pasó los últimos años de su vida combatiendo el antisemitismo y todo tipo de prejuicios, falleció a los 96 años.

Wiesenthal murió mientras dormía en su casa en Viena, dijo el rabino Marvin Hier, fundador y decano del Centro Simon Wiesenthal en Los Angeles, California.

"Pienso que él será recordado como la conciencia del Holocausto. De cierta forma él se convirtió en el representante permanente de las víctimas de Holocausto, determinado a llevar ante la justicia a los perpetradores del mayor crimen", dijo Hier.

La voz de las víctimas del Holocausto. Wiesenthal, que era un arquitecto antes de la guerra, cambió su misión después de ella, dedicándose a rastrear a criminales de guerra nazis y siendo la voz de los seis millones de judíos que murieron en el Holocausto.

Pasó más de 50 años cazando nazis, hablando contra el neonazismo y el racismo, y recordando la experiencia judía como una lección para la humanidad. Gracias a su esfuerzo, dijo, unos 1100 criminales nazis fueron llevados ante la justicia.

"Cuando la historia analice el pasado quiero que la gente sepa que los nazis no consiguieron matar a millones de personas y quedaron sin castigo", dijo una vez.

"WIesenthal llevó justicia". La cancillería de Israel dijo que "Wiesenthal llevó la justicia a aquellos que habían escapado de la justicia".

"El actuó a nombre de 6 millones de personas que ya no podían defenderse. El estado de Israel, el pueblo judío y todos aquellos que se oponen al racismo reconocieron la contribución única de Simon Wiesenthal a hacer de nuestro planeta un lugar mejor", dijo el portavoz de la cancillería Mark Regev.

Wiesenthal fue enviado inicialmente a un campo de concentración en 1941 en las afueras de Lviv, Ucrania, de acuerdo al Centro Wiesenthal. En octubre de 1943 escapó de Ostbahn poco antes de que los alemanes comenzasen a matar a todos los prisioneros. Fue recapturado en junio de 1944 y enviado a Janwska, pero escapó de la muerte cuando sus guardias SS se retiraron al oeste ante el avance del Ejército Rojo.

Mensaje de la Fundación Ana Frank. La Fundación Ana Frank de Amsterdam saludó la "fuerza viva" de la caza de los nazis que era Simon Wiesenthal.

"Simon Wiesenthal, sobreviviente de los campos de concentración, era la fuerza viva responsable de la persecución y de la detención de numerosos criminales de guerra", indicó la fundación en un comunicado.

Notas relacionadas

  • Entrevista de LA NACION a Wiesenthal

  • La fuga de nazis y la Argentina

  • Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?