La canción que da a Luz

Figura: la cantante española lanzó su nuevo álbum, "Un mar de confianza", y habla del oficio de ser sólo intérprete.
Mauro Apicella
(0)
4 de marzo de 2000  

"Aquí estoy bien...", canta Luz Casal sobre una base pop y armonías de cuerdas. Es en el último track de su flamante disco, "Un mar de confianza", que ya está en las bateas argentinas.

En el álbum el estribillo se vuelve a escuchar. "Aquí estoy bien (...) y si me lo pides me quedo"; su voz a través del teléfono, desde Madrid, da la misma sensación. ¿Hay algo personal en eso? "En las canciones que he trabajado la letra y en las que sólo la he asimilado hay un porqué. Me reconozco intérprete con capacidad para expresar sentimientos que no viví. Igualmente, creo que se necesita un conocimiento. Saber qué es el dolor para expresar dolor, aunque no lo estés padeciendo. Entonces, en cada canción hay implícito algo personal", dice esta gallega criada en Asturias y convertida en artista famosa en Madrid.

Desde sus últimas publicaciones discográficas ("Como la flor prometida" y un compilado de grandes éxitos) ya pasó casi un lustro. La cantante dedicó los dos últimos años a grabar y mezclar, en ocho estudios distintos, este álbum que la muestra serena y que la ha dejado muy conforme. "Si ves que necesitas parar un poco, reflexionar sobre lo que has hecho, y pensar hacia dónde vas, tienes que tomarte todo el tiempo necesario, cumplir con tus exigencias. Y yo llevaba mucho tiempo respondiendo a compromisos. Se me estaba pasando la vida sin dedicarle tiempo a mi familia o sin llamar a mis amigos para sus cumpleaños."

La opinión queda para las canciones, casi siempre de manera sugerida, como en los temas de este álbum, donde la cantante se posa en diferentes roles de las relaciones de pareja (y en distintos tipos de parejas), en la sumisión y la confianza.

Del título del disco, Luz dice que el "mar" es "el infinito, y una sensación de fuerza", y que la "confianza" es lo que ha depositado en mucha gente. "Ahora confío más en las personas. Aunque esto no significa que le dé las llaves de mi casa a cualquiera que aparezca en mi vida", bromea.

"Es cierto que nunca soy demasiado explícita. Pero lo bueno es que cada uno interprete a su manera. Para Cristina García Rodero (responsable de las fotografías que ilustran el álbum), "Mi confianza" es un tema de amor y para mí tiene más que ver con la amistad. Porque la persona a quien dedico esa letra no es de quien estoy enamorada. Eso es sorprendente y halagador, porque va más allá de lo que uno quiere expresar."

Lo mismo ocurre con "Sumisa", una letra que Luz imagina con costumbres, paisajes y credos muy específicos. "Abarca un mundo femenino y dramático, pero físicamente la pondría en Argelia, por ejemplo. Es la sumisión del mundo musulmán", explica.

Estas letras que plantean situaciones pero nunca cuentan historias se escuchan en forma de canciones, de pop melódico, rock suave, pero de guitarras bien marcadas, y con algunas bases programadas con ritmos muy actuales, que se pusieron de moda a fines de los noventa. "No tengo idea de por dónde va mi música", dice Luz para tomar distancia de los rótulos.

"Son cosas que se van sumando. De pequeña, en casa se escuchaban canciones italianas y de allí salió el tema "Sentir", con esa influencia, escrita por españoles y Pedro Ayres, un portugués del grupo Madredeus. El punto es que hemos hecho una canción bella", cuenta.

Toda una intérprete

Durante el tiempo que le llevó preparar este álbum, en Londres, conoció a Nick Patrick (productor de varios temas del CD) y éste le presentó a Nick Igman, que trabajó las cuerdas de la canción "Tu silencio". "A Manu Katché (el prestigioso baterista) le gustó "Sumisa", y aportó lo suyo. Sin él sonaría de otra manera, pero su participación no fue algo pensado con anterioridad." En esta placa todo está muy cuidado y nada de lo que suena aparece por azar. Sin embargo, Luz remarca lo espontáneo de la producción: "Hay un altísimo porcentaje de casualidades".

Con su flamante disco, ahora recorrerá los escenarios españoles. Luego hará una gira promocional por México y Chile. Para los fans argentinos es posible que, en abril, esta "nueva" Luz esté aquí.

"¿Si estoy iniciando una nueva etapa? No creo que sea otro capítulo del libro, pero podría considerarse así desde el momento en que me he tomado un tiempo para pensar."

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?