0

Turismo: genera más dinero que las carnes y los cereales

En 2005 produjo ingresos por US$ 3254 millones y este año se espera que esa cifra trepe a los US$ 3700 millones; calculan que en 2006 visitarán el país 4.100.000 extranjeros
0
13 de agosto de 2006  

Lo llaman el motor silencioso de la economía. Ya es la cuarta industria de la Argentina, por encima de los cereales y la carne, y por debajo de las oleaginosas, el petróleo y la automotriz. En 2005 generó divisas por 3254 millones de dólares y para este año se espera que esa cifra trepe a los US$ 3700 millones, según un reciente informe elaborado por la consultora Ecolatina.

El turismo es uno de los sectores que más desarrollo tuvieron desde la devaluación. A partir de entonces, el ingreso de visitantes extranjeros no deja de crecer. Se estima que este año llegarán más de 4 millones.

Entre el turismo extranjero y el interno, en 2005 la actividad subió 9,7% (medio punto por encima del crecimiento total de la economía), y para este año pronostican que volverá a incrementarse en la misma proporción. Detrás de esta notable evolución se esconden hombres y mujeres que vienen de países lejanos –y no tanto– para conocer las riquezas naturales y culturales que hay por estas latitudes.

El tango, la carne, el clima, la noche, el mate, el fútbol, Caminito, la montaña, el mar, el vino, las mujeres... Todos son motivos válidos para venir a conocer un país que ofrece variedad de paisajes y contrastes. A esto, obviamente, hay que sumarle el factor cambiario: desde la devaluación, venir a la Argentina es barato.

“La actividad turística está en un excelente momento, con un crecimiento sostenido durante los últimos años. La coyuntura económica beneficia este desarrollo con un cambio favorable para el extranjero, que, sumado a los atractivos culturales y naturales hacen del país un destino muy elegido", explicó el secretario de Turismo de la Nación, Enrique Meyer.

Según los últimos registros migratorios aportados por la Secretaría de Turismo de la Nación, en la primera mitad de este año sólo al Aeropuerto Internacional de Ezeiza arribaron 883.380 turistas extranjeros, lo que representa el 11,6% más respecto del mismo período de 2005.

Pero las proyecciones son aún más optimistas. En el informe de Ecolatina, por ejemplo, calculan que hasta diciembre llegarán a la Argentina más de 4 millones de visitantes por vía aérea, terrestre y fluvial (cruceros y ferries). En 2005, según la Secretaría de Turismo de la Nación, vinieron 3.895.396, y en 2004, 3.456.527 turistas.

Los brasileños encabezan el ranking de las llegadas de extranjeros a Ezeiza. El año pasado arribaron a ese aeropuerto 304.914 personas desde las terminales de San Pablo y Río de Janeiro, el 28,1% más que en 2004. Estados Unidos ocupa el segundo lugar, con 250.942 arribos en 2005 (el 24,2% más respecto del año anterior). El podio lo completa Chile, con 212.566 turistas aterrizados el año pasado. Aquí el crecimiento en comparación con 2004 fue del 12,7 por ciento.

Por sobre el promedio

"La actividad turística ha tenido una recuperación notable desde la devaluación del peso, por encima del promedio de la economía. En una primera etapa el motor del crecimiento fue la afluencia de extranjeros. A partir de la recomposición de los ingresos el turismo nacional cobró cierta relevancia, pero el componente externo aún continúa siendo el de mayor gravitación", explicó Rodrigo Alvarez, de Ecolatina.

Es que mientras el gasto medio de un turista argentino en la ciudad de Buenos Aires es de $ 167, el de un foráneo casi lo triplica: $ 463. Y en el resto del país, la plata gastada por un extranjero es de $ 215 pesos. En todos los casos se incluye alojamiento, comidas, salidas y compras, la gran debilidad a la que sucumben muchos de los visitantes que llegan al país.

El "deme dos", tan característico de los argentinos en otras épocas, ahora es imitado por brasileños, norteamericanos y europeos. La calidad y originalidad del diseño argentino, más el cambio favorable, que convierte a Buenos Aires en una de las ciudades más baratas del mundo según el último ranking elaborado por la Unión de Bancos Suizos (UBS), es lo que impulsa a los turistas a usar la tarjeta de crédito hasta gastarla.

"Dejamos todos los dólares aquí", reconoce Zenilda Linares, una venezolana que caminaba por el empedrado, irregular y centenario, de la legendaria Caminito. La extraña mezcla de arrabal y barrio fashion la dejó sin aliento. "Esto es realmente muy bello", dice, al tiempo que destaca el servicio y la cordialidad de los argentinos.

La ciudad de Buenos Aires es el punto más visitado por los turistas foráneos. Luego, las preferencias varían de un año a otro, pero podría establecerse un ranking sobre la base del total de pernoctaciones anuales. En primer lugar, dijimos, Buenos Aires; le siguen la costa atlántica, Córdoba, Bariloche, Ushuaia y El Calafate, Mendoza, Salta y Jujuy, las cataratas del Iguazú y Puerto Madryn.

Las primas Susan y Nicole Disch llegaron de Alemania y ya conocieron algunos de los puntos más visitados del país. "Hace unos días estuvimos en la cataratas del Iguazú y ahora nos vamos a conocer la Patagonia", dicen al unísono, encantadas con el tibio sol del invierno y la música de tango que lo invade todo.

En cambio, Janick Thérèse, una francesa que está por terminar su estada de 21 días, conoció Cafayate y la Quebrada de Humahuaca, a los que definió con una sola palabra: " Fantastiques ". A pesar de su prolongada visita, ya está planeando volver para conocer el Sur. "¡Tres semanas es muy poco tiempo!", dice lamentándose.

Inversiones récord

Semejante oleada de extranjeros también atrajo una oleada de inversiones, sobre todo en hotelería de lujo. En la Secretaría de Turismo sostienen que el dinero destinado a este sector rondará, en 2006, los 1800 millones de pesos, algo que ya promete convertirse en récord.

A los numerosos hoteles cinco estrellas que funcionan en la ciudad -el más reciente es el Palacio Duhau Park Hyatt, inaugurado hace un mes- se sumarán en el corto plazo otros cinco. Las habitaciones más económicas no bajan de los 500 dólares por noche y, según estimaciones, tienen una ocupación promedio del 75 por ciento.

"El actual es un escenario atractivo para los inversionistas porque pagan sueldos en pesos y cobran tarifas en dólares. El turístico es un sector que tiene mucho potencial. La mayor parte del dinero se destina a la hotelería, pero falta invertir en servicios complementarios como medios de transporte y servicios. Es decir, todavía queda mucho por hacer", opinó Alvarez.

Más tax free

  • Con la llegada masiva de turistas extranjeros, comenzó a implementarse el sistema tax free en los comercios más importantes de la Argentina. La empresa que brinda el servicio de devolución de impuestos se llama Global Refund, y ya tiene más de 2000 comercios adheridos en todo el país. Con una compra de 70 pesos en productos de origen nacional, el turista extranjero ya puede acceder a este beneficio. Hay una tabla que va desde el 60% hasta el 90% de devolución del IVA. Por año, la empresa reintegra a los turistas, al momento de salir del país, cerca de 30 millones de pesos.
  • Mirada externa

    Susan Disch

    Alemania

    "Llegamos el martes pasado y nos fuimos a las Cataratas. Nos gustaron mucho, aunque hay poca agua. También vamos a ir a El Calafate y a Ushuaia. Nos vamos a quedar 18 días."

    Janick Therese

    Francia

    "Estuvimos por el Norte y nos encantó. Pero ¡tres semanas no alcanzan! Como perdimos las valijas tuvimos que comprar todo de nuevo. Nos llevamos sobre todo cuero y arte."

    Francisco Prado

    Ecuador

    "Lo que más me gustó de Buenos Aires es la variedad que ofrece. Todos los barrios tienen una identidad definida. El tango, la actividad nocturna... es una ciudad increíble."

    ADEMÁS

    temas en esta nota

    0 Comentarios Ver
    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios