Kay Jamison: mente inquieta, corazón valiente

Ariel Torres
(0)
9 de octubre de 2006  

Estoy leyendo un libro fascinante y desgarrador. No es una novela. Ninguna novela podrá tener nunca el grave peso específico del relato de Kay Redfield Jamison, la profesora de psiquiatría de la Universidad John Hopkins de Estados Unidos que un día descubrió que ella misma sufría de la enfermedad maníaco-depresiva, hoy llamada desorden bipolar.

Aunque solemos usar la frase maníaco-depresivo con cierta liberalidad, el desorden es mucho más grave de lo que imaginamos. Como explica Kay en su libro, sin tratamiento la enfermedad conduce a menudo a la ruina del matrimonio, el deterioro de las amistades, el quebranto financiero y profesional y, con trágica frecuencia, al suicidio. Ella atravesó casi todas esas etapas, con episodios psicóticos severos y un intento de suicidio.

Con la ayuda de su madre y su hermano, su psicoterapeuta y su segundo marido no sólo recuperó el control de su existencia y llevó adelante una brillante carrera profesional, sino que tuvo la valentía inmensa de publicar Una mente inquieta, este libro donde desnuda su pesadilla frente a una sociedad que siempre ha sido extremadamente prejuiciosa e intolerante con la enfermedad mental. Es, Kay, una de las mayores expertas en el desorden bipolar y es gracias a su libro que he descubierto el terrible, casi inconcebible sufrimiento que una persona maníaco-depresiva debe atravesar, al menos hasta que se la diagnostica, se la trata, acepta la medicación y logra retomar las riendas de su vida.

Conocí el libro de Jamison en una librería (la obra es de 1995, pero sólo en 2006 tuvo su primera edición en la Argentina) y enseguida quise saber más sobre esta mujer que a sus 60 años ha sido calificada como "héroe de la medicina". Empecé, instintivamente, por Google ( www.google.com ). El primer resultado me llevó a la Wikipedia ( www.wikipedia.org ), la enciclopedia libre que cada vez con más frecuencia uso en lugar del buscador, porque también ofrece links. Me aportó algunos datos, pero más bien quería ver algún reportaje en video. Fui a YouTube ( www.youtube.com ) donde, debí suponerlo, no había nada. En Google Videos di con una serie de conferencias en las que la psiquiatra debía aparecer, pero no era así. Yahoo! Videos ( www.yahoo.com ), finalmente, me permitió encontrar una conferencia de Jamison de más de una hora y media, incluidas las preguntas y respuestas.

Moralejas: primero, no es cierto que "si no aparece en Google, entonces no existe". Al final, cualquier herramienta de búsqueda es buena, si nos lleva a buen puerto. Segundo, Internet y los libros combinan maravillosamente.

temas en esta nota

0 Comentarios Ver
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios