SanCor pasa a manos de una empresa de George Soros

Se creará una nueva sociedad en la que Adecoagro aportará US$ 120 millones y tendrá el 62,5%
Fernando Bertello
(0)
11 de noviembre de 2006  

SanCor, la segunda empresa láctea en facturación -con casi 1500 millones de pesos en 2005- detrás de Mastellone Hermanos (La Serenísima), está a punto de pasar a ser controlada por Adecoagro, grupo inversor vinculado al multimillonario húngaro-norteamericano George Soros, entre otros accionistas extranjeros y algunos nacionales. Adecoagro aportará US$ 120 millones y se quedará con el 62,5% de una sociedad anónima que constituirá la misma láctea y que reemplazará la figura de cooperativa que tenía hasta ahora.

De esta manera, otra empresa argentina será controlada por capitales extranjeros, como ya ocurrió en el último tiempo con Loma Negra, Pecom Energía -ahora Petrobras- y el frigorífico Swift, en manos del grupo brasileño JBS, aunque en esos casos fueron compras por la totalidad de los respectivos paquetes accionarios.

Ayer, en una comunicación ante la Comisión Nacional de Valores (CNV), SanCor informó que aceptó una carta de intención que le propuso Adecoagro para avanzar hacia un acuerdo de asociación. De esta manera, de aquí a noventa días, plazo fijado en la carta de intención, la firma Adecoagro tendrá exclusividad para negociar con la láctea, que hoy es una cooperativa de primer grado integrada por unas 60 cooperativas que representan a 1600 productores.

En Adecoagro, firma líder en el sector de los agronegocios con 225.000 hectáreas propias de campos entre la Argentina (200.000 hectáreas), Brasil y Uruguay, durante toda la jornada de ayer procuraron transmitir el mensaje de que no se quedaban con SanCor. Sí insistieron una y otra vez, en cambio, en que la búsqueda de una asociación será el sentido de las negociaciones que, no obstante según algunas fuentes, en verdad se vienen haciendo de manera reservada desde hace tres meses. "Nos asociamos para potenciar la lechería argentina en el mundo, aprovechando de SanCor a su gente, su marca y sus fábricas. Claramente planeamos hacer crecer la compañía, continuando con el mercado interno y con la exportación", dijo Mariano Bosch (h.), gerente general de Adecoagro, a LA NACION. "La cooperativa no se vende ni desaparece; se va a crear un vehículo asociativo si nos ponemos de acuerdo. Sólo se van a transferir activos y pasivos a una sociedad que vamos a constituir. Nosotros pondremos activos y Adeco hará lo mismo", expresó, por su parte, Oscar Carreras, presidente de SanCor. "Para los productores esto va a ser muy bueno porque siguen siendo socios", dijo Bosch (h.).

En rigor, según dice la carta enviada a la CNV, SanCor Cooperativas constituirá una sociedad y transferirá todos sus activos y pasivos ligados al negocio lácteo. Realizado ese trámite, el grupo inversor ligado a Soros aportará 120 millones de dólares y pasará a ser titular del 62,5 por ciento de la totalidad del capital emitido y en circulación y de los votos de la nueva sociedad. Por su parte, la cooperativa y sus socios controlarán el 37,5 por ciento restante.

Un dato interesante es que en la misma carta enviada a la CNV se consigna cuál será el destino de los US$ 120 millones que aportará Adecoagro: 50 millones se usarán para capital de trabajo y funcionamiento de la nueva sociedad, en tanto que los restantes US$ 70 millones servirán para la cancelación parcial de la deuda financiera de SanCor, reestructurada en marzo de 2005 y cuyo monto asciende a 167 millones de dólares. "Estamos trabajando para ser protagonistas de una lechería fuerte", indicó Carreras.

Hace unos meses, desde despachos oficiales se dejó trascender que el Gobierno vería con buenos ojos una salida para la situación financiera de SanCor, quizá cómo se prepara ahora. "No queremos que caiga una empresa como ésta", dijo hace un tiempo a LA NACION un funcionario de la Secretaría de Agricultura. Hoy SanCor, con sede en la localidad santafecina de Sunchales, procesa entre 4,5 y 5 millones de litros por día. Según distintas fuentes, comercializa alrededor del 70% de su leche en el mercado interno y exporta el 40 por ciento restante.

Por su parte, Adecoagro, que desde 2002 lleva invertidos en diferentes negocios ligados al campo de la Argentina y Brasil más de 500 millones de dólares (65% de ese monto con operaciones en la Argentina, como la compra en 2002 de 75.000 hectáreas al empresario Gregorio Perez Companc y el gerenciamiento de 170.000 que tenía Grupo Pilagá), produce en siete tambos propios 28 millones de litros de leche por año. Interesada en seguir creciendo en el negocio lácteo, recientemente Adecoagro anunció la inversión de US$ 6 millones para instalar un tambo con 3500 vacas en ordeñe en la zona de Venado Tuerto, Santa Fe.

ADEMÁS

temas en esta nota

0 Comentarios Ver
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios