Suscriptor digital

Vuelven a cuestionar el cambio de hora para ahorrar energía

"Genera más dificultades que beneficios", estimó el prosecretario del Instituto Argentino de la Energía General Mosconi, Gerardo Rabinovich; "Es imcompleto", manifestó Francisco Mezzadri
(0)
26 de diciembre de 2007  • 11:22

El Programa Nacional de Uso Racional y Eficiente de la Energía (Pronuree), y fundamentalmente el adelantamiento de una hora a partir del 30 de diciembre próximo, volvió a generar dudas en los expertos.

El prosecretario del Instituto Argentino de la Energía General Mosconi (IAE), Gerardo Rabinovich, planteó hoy sus dudas sobre el adelantamiento de una hora en el marco del plan de ahorro energético, al sostener que esto "genera más dificultades que beneficios".

"Me da muchas dudas esta medida de adelantar una hora el reloj a partir del 30 de diciembre, porque el período de mayor luminosidad del día más largo del año ya pasó, que fue el 21 de diciembre y a partir de ahora empieza a cortarse", explicó Rabinovich, según consignó la agencia DyN.

De esta manera, el directivo de IAE cuestionó el cambio de horario incluido en el Pronuree anunciado días atrás por el Gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

"Adelantar una hora más el reloj me parece una medida que me presenta algunas dudas respecto de su efectividad en cuanto al ahorro de energía, y me parece que genera más dificultades que beneficios", manifestó Rabinovich en diálogo con radio Continental.

"No creo que tenga un gran impacto en cuanto al ahorro de consumo energético", añadió el especialista, quien sostuvo que la Argentina tiene que volver al "uso horario de menos 4". Rabinovich explicó que el país por su ubicación geográfica en el planeta tiene menos 4, y desde 1993 está en menos 3.

"Adelantar la hora nos pone ahora en el uso horario menos 2, que geográficamente es como estar en medio del Océano Atlántico, y esto no es un horario natural", subrayó.

Más cuestionamientos. El especialista en economía y energía Francisco Mezzadri consideró hoy que "es incompleto" el plan de ahorro energético impulsado por el Gobierno nacional, que incluye el adelantamiento de una hora en los relojes.

Sin embargo, Mezzadri destacó que la presidenta Cristina Fernández de Kirchner se haya dado cuenta "de la magnitud de la crisis" energética y por lo cual tomó medidas.

En diálogo con radio América, el economista indicó que con el Pronuree presentado el viernes pasado se especula "un ahorro del 6 por ciento, pero no esta discriminado de cómo se lograría".

Luego, opinó que a pesar del adelantamiento de una hora, "no habrá una voluntad clara de la gente a tomar medidas de ajustarse" para ahorrar energía. "Me parece que es incompleto, faltan muchas cosas por hacer", manifestó Mezzadri.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?