Costa Salguero. Con una audiencia por YouTube, la Ciudad avanza en la venta