El Gobierno busca controlar las villas

Lanzaron un plan maestro de siete ministerios para combatir la inseguridad, el narcotráfico y la carencia de obras de infraestructura
Marina Herrmann
(0)
3 de junio de 2012  

La ministra Nilda Garré repartió juguetes para los chicos de Ciudad Oculta
La ministra Nilda Garré repartió juguetes para los chicos de Ciudad Oculta Crédito: Fotos de Ricardo Pristupluk
Preocupado por un crecimiento del descontento y la irritabilidad social, además del continuo avance del narcotráfico en los estratos más bajos de la sociedad, el gobierno nacional lanzó ayer un ambicioso plan de contención en los principales asentamientos de la Ciudad y del conurbano. El trabajo interdisciplinario, que involucra a por lo menos siete ministerios, comenzó en las villas 15 (Ciudad Oculta), 6 y 31 de la ciudad de Buenos Aires y en los asentamientos de Villa Hidalgo, la Cárcova e Independencia, del partido bonaerense de San Martín.

Según reconoció a LA NACION el intendente de San Martín, Gabriel Katopodis (FPV), la preocupación en su distrito pasa por "sacar de la calle a los chicos de 15 a 22 años que no estudian ni trabajan y que son funcionales a las bandas del narcotráfico", y responder a los reclamos sociales de las casi 70 mil personas que viven en las peores condiciones "y a cinco minutos de la General Paz".

La punta de lanza del programa quedó en manos de Nilda Garré, titular de la cartera de Seguridad y desde ayer, "madrina" de Ciudad Oculta, tras presidir un acto junto al ministro de Trabajo, Carlos Tomada, que incluyó el regalo de juguetes y una gran chocolateada en el club Albariño, situado a metros del emblemático edificio conocido como Elefante Blanco.

Los otros ministerios que participan del Plan Nacional de Abordaje Integral -tal su nombre oficial- son el de Trabajo, Salud, Interior, Educación, Defensa, Desarrollo Social y Planificación.

En el acto oficial de ayer en la villa 15 no faltaron las banderas de La Cámpora
En el acto oficial de ayer en la villa 15 no faltaron las banderas de La Cámpora
En cada uno de los barrios se montará durante 90 días un Centro de Integración Comunitaria (CIC) que, vencido ese plazo, quedará en mano de autoridades municipales.

En el lanzamiento del proyecto, en Ciudad Oculta, estuvieron la ministra de Seguridad, Nilda Garré, y el ministro de Trabajo, Carlos Tomada. En el partido bonaerense de San Martín participaron el ministro de Defensa, Arturo Puricelli, junto al intendente Katopodis.

Desde el gobierno nacional no se informó el monto de las partidas presupuestarias para atender las necesidades de estos barrios, aunque ya se anunciaron trabajos de infraestructura (limpieza de calles, desagües y canales) que estarán a cargo del Ejército. El Ministerio del Interior ya destinó móviles para confeccionar documentos de identidad y a través de Desarrollo Social ayer comenzaron entregar anteojos.

Las fuentes consultadas por LA NACION dijeron que se le dará especial atención a cuestiones relacionadas con la seguridad -unos 500 gendarmes desembarcaron el viernes en el partido de San Martín- y a la regularización de títulos de propiedad dentro de las villas.

La propuesta del Ministerio de Trabajo, según el propio Tomada, es implementar el Plan Jóvenes Argentinos, una política para combatir el trabajo no registrado y, a su vez, otorgar planes de formación y de capacitación en diferentes oficios.

Desde el Ministerio de Seguridad, en tanto, planean llevar a Ciudad Oculta la policía de prevención barrial, como la que funciona desde hacer algunos meses en la Villa 31.

La ministra Garré dijo a este diario que el mes que viene egresará la primera camada de oficiales de la Policía Federal entrenados para tal fin.

Ayer, en el club Albariños, a pasos de Ciudad Oculta y mientras los gendarmes repartían leche chocolatada y alfajores, el reclamo de los vecinos era unánime: "Queremos más seguridad en el barrio", como dijo Damiana Poma.

Nadie se atreve, por el momento, a explicar como será la mecánica del trabajo conjunto de los ministerios. Fuentes que pidieron no ser identificadas comentaron a LA NACION que no hay un plan escrito ni una metodología de trabajo aprobada.

"Todo comenzó con reuniones con los punteros en cada una de las villas. De esos encuentros surgen las cuestiones más acuciantes, o los reclamos puntuales, y en función de ellos se comienza a trabajar", relató un informante.

Lo llamativo del caso es que ni siquiera los punteros políticos dentro de las villas tienen un panorama de cuáles serán las respuestas del gobierno nacional. "Ya estamos acostumbrados a esta forma de trabajo", afirmó ayer uno de ellos a LA NACION. "A nosotros nos avisaron que la Gendarmería venía al barrio hace apenas 48 horas, por ejemplo", concluyó.

En Ciudad Oculta, mientras desde el escenario montado en el club Albariños los funcionarios repartían muñecas, patinetas y pelotas, los vecinos opinaban sobre el programa. "Me parece muy bien. Ojalá cumplan lo que dicen porque lo necesitamos", dijo Amara Zelaya, de 59 años.

Los ministros Garré y Tomada, rodeados por militantes de La Cámpora y de Kolina -la línea interna de Alicia Kirchner- también hicieron una recorrida por el barrio, que terminó en el emblemático edificio conocido como Elefante blanco, donde no faltó el reconocimiento público a Alejandro "Pitu" Salvatierra, uno de los líderes de la toma de tierras en el Parque Indoamericano y referente del kirchnerismo en el barrio.

OTRA VEZ EL"PITU" SALVATIERRA

Los seguidores del Pitu Salvatierra, presentes en el acto
Los seguidores del Pitu Salvatierra, presentes en el acto
Alejandro "Pitu" Salvatierra es el actual líder político de Ciudad Oculta y el puntero que saltó a la fama en la toma del Parque Indoamericano. Sin embargo, no siempre fue así.

Su vida estuvo marcada por la violencia y el encierro.

Comenzó a militar mientras terminaba el secundario preso, en un pabellón de La Plata.

A fines de 2009, fue elegido por sus vecinos como presidente de Ciudad Oculta. Hasta ese momento, sólo el kirchnerismo y los movimientos de villas sabían de su poder de convocatoria y vocación política. Más tarde pasó a estar en boca de todos, cuando su discurso en Casa de Gobierno coronó el reclamo de tierras más resonante de los últimos tiempos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?