La experiencia de Lyon que busca desembarcar en el subte porteño