Nordelta asegura que cumple con la ley