Por el viento, cayó parte del cielorraso en un aula en una escuela de la villa 31

Las placas se desprendieron en el aula de 1º B
Las placas se desprendieron en el aula de 1º B Crédito: Twitter
Según la explicación oficial, el aire ingresó por alguna abertura durante la tormenta
Mauricio Giambartolomei
(0)
2 de octubre de 2019  

El polo educativo María Elena Walsh de la villa 31, inaugurado en marzo, se convirtió en el centro educativo más moderno de la ciudad, pero cerca de su ubicación, en el polo Carlos Mugica, un episodio puso ayer bajo la lupa a la infraestructura educativa en el barrio donde se está llevando adelante un proceso de urbanización del barrio.

Anteanoche, como consecuencia de la fuerte tormenta que azotó gran parte de la ciudad, con caída de abundante lluvia y por momentos de granizo, se voló un sector del cielorraso de un aula de la escuela primaria que funciona en el polo. Varias placas de telgopor se desprendieron y cayeron al piso; se trata de materiales livianos colocados entre el techo de hormigón y el ambiente donde asisten los alumnos para darle terminación y brindar un aislamiento térmico al lugar.

Así estaba la escuela de la Villa 31 al momento de su inauguración

01:11
Video

Cuando ocurrió el desprendimiento no había menores ni adultos, ya que se produjo durante la madrugada, aunque vecinos del barrio alertaron que podría haber tenido consecuencias si las placas hubieran caído sobre algún chico. Además, fue el segundo episodio de este tipo: hace pocos meses se cayeron varias placas en un aula de la escuela secundaria.

"Alguien dejó una puerta o ventana abierta y, por el fuerte viento, se desprendió el techo. Pero no es cielorraso o material pesado como se estuvo diciendo. Son placas livianas que ya fueron reemplazadas", explicaron fuentes del Ministerio de Educación porteño.

En julio, un pedazo de cielorraso se desplomó en una de las aulas de la Escuela de Enseñanza Media Nº 6 Padre Mugica. Ocurrió cuando docentes y alumnos se encontraban en la puerta del predio educativo para reclamar, entre otras cosas, la continuidad del comedor durante las vacaciones de invierno y por algunos problemas de humedad.

Las placas se desprendieron en el aula de 1º B
Las placas se desprendieron en el aula de 1º B Fuente: LA NACION

"Primero se cayó el techo en la escuela secundaria y ahora en la primaria. Esperemos que en la próxima tormenta no se caiga el del jardín", ironizó el secretario general de UTE-Ctera, Eduardo López, en declaraciones radiales. "Si se caía en horario de clase podría haber causado daño", agregó López, quien adelantó que hoy realizarán una manifestación en la puerta del colegio, detrás del edificio de Comodoro Py, para pedir por la liberación de un espacio perteneciente al polo que es utilizado para estacionar los vehículos particulares de los funcionarios judiciales.

En el polo María Elena Walsh también se encuentra la nueva sede del Ministerio de Educación porteño, que ya está lista y a la espera de su inauguración. La fecha prevista de apertura era septiembre, pero la obra se demoró. En las próximas semanas se podría avanzar con la relocalización de todas las áreas para que las 1800 personas que trabajan en el edificio actual sobre la avenida Paseo Colón se muden al mismo tiempo.

Será la segunda inauguración de un ministerio en una villa después de la apertura de la nueva sede de Desarrollo Humano y Hábitat en la villa 15, o Ciudad Oculta, en el predio que era ocupado por el demolido Elefante Blanco.

En la 31, el edificio del Ministerio de Educación se construyó en un predio que pertenecía a Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF) y que fue adquirido por unos diez millones de dólares financiados, en parte, con la venta de los terrenos del Tiro Federal. Entre las escuelas y el ministerio, la obra alcanzó los 26.000 metros cuadrados.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.