Neumonía atípica: empresas luchan por la patente de la cura

(0)
5 de mayo de 2003  • 14:39

NUEVA YORK.- La búsqueda internacional para descubrir una cura del virus que causa del Síndrome Respiratorio Agudo y Grave (SARS) se ha convertido en una competición por los derechos de patente, informa hoy el diario The Wall Street Journal.

Los científicos canadienses que decodificaron la composición genética del virus solicitaron los derechos legales del mismo, mientras que los expertos de Hong Kong, que fueron los primeros en observar el bacilo a través de un microscopio, también se disputan la patente legal.

Asimismo, los Centros de Prevención y Control de Enfermedades de EE.UU. pidieron los derechos sobre los descubrimientos que hallaron sobre el virus del SARS, que también se conoce como neumonía atípica.

Además, algunas empresas farmacéuticas estadounidenses como es el caso de Combimatrix han pedido la patente de 60 fármacos que podrían usarse para inhibir el virus.

El elevado número de solicitudes refleja la competitividad que se ha desatado entre científicos y compañías para la obtención de los derechos legales del virus desde que comenzó a transmitirse en febrero.

Algunas compañías farmacéuticas ya están produciendo pruebas de diagnóstico del virus, entre ellos Abbot Laboratories y Roche Holding, cada una con sus propias versiones, mientras que Merck y Aventis están estudiando la posibilidad de desarrollar una vacuna.

Hasta el momento, 6234 personas están infectadas y 435 han muerto a causa de la enfermedad en China, Hong Kong, Canadá y otros lugares, aunque el número de víctimas continúa siendo reducido si se compara con las 15.000 personas que mueren al día a causa del sida.

El rápido descubrimiento del virus del SARS fue coordinado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que hizo un llamamiento a la comunidad científica internacional para que estudiaran el brote de la enfermedad.

Aun así, según subraya The Wall Street Journal, los científicos han maniobrado para asegurarse de que sus hallazgos tengan una recompensa comercial.

Klaus Stohrn, responsable del programa de gripe de la OMS, manifestó que no creía que la solicitud de patentes perjudicaría el espíritu de colaboración entre laboratorios y que la competitividad de las firmas farmacéuticas puede ser incluso beneficiosa.

Por su parte, el director de la Agencia británica para el Cáncer Columbia, Samuel Abraham, indicó que la solicitud de patentes es una forma de asegurarse de que cualquier hallazgo y posterior desarrollo de un medicamento pueda llegar a todo el mundo.

Fuente : EFE

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.