Separan con éxito a dos bebas unidas por el tórax y la pelvis