Sida: "El mundo se encuentra en una situación de urgencia"

El respeto de los derechos humanos es esencial para poner fin al estigma experimentado por las personas afectadas, señalaron funcionarios de la ONU
(0)
30 de noviembre de 2002  • 15:28

El Alto Comisionado de derechos humanos de las Naciones Unidas, el brasileño Sergio Vieira de Mello, afirmó hoy, en la víspera del Día Mundial contra Sida, que el mundo se encuentra ante una situación de "urgencia en derechos humanos".

En un comunicado conjunto con el relator especial de la ONU sobre esta enfermedad, Paul Hunt, De Mello subrayó que "los derechos humanos fundamentales, son esenciales para poner fin al estigma experimentado por la gente con HIV" y recordó que "42 millones de mujeres, hombres, niños y niñas están afectados por el virus del HIV en todo el mundo".

Ambos subrayan que esta epidemia "ataca a la gente ya de por si marginada por la pobreza, la desigualdad de género, el racismo y otras formas de discriminación. Junto con el peso de la enfermedad, la gente que vive con Sida a menudo afronta la miseria del ostracismo por sus propias sociedades", señala la nota, que añade que "los niños huérfanos del Sida afrontan un futuro de explotación y abusos".

En ese sentido, apuntan que a menudo eso se refleja en el temor de muchas personas a saber que están infectados, porque "se les rechaza el empleo, se les priva de los servicios de salud y se les excluye de la oportunidad de acceder a la educación".

En ese sentido, el Alto Comisionado de la ONU advierte que "es imperativo romper ese círculo vicioso de miedo y rechazo" que constituye una negación de los derechos humanos.

Para ello, propone garantizar "el acceso al tratamiento, cura y asistencia de los enfermos y la prevención, incluida una apropiada información, educación, productos y servicios".

Además, anima a "los gobiernos y los líderes políticos a hacer esfuerzos para hablar abiertamente contra el estigma y combatir la discriminación contra la gente que vive con el virus".

Por su parte, en un comunicado, la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja "condena enérgicamente el estigma y la discriminación que sufren los niños huérfanos a causa del Sida".

La Federación "exhorta a que se tomen medidas para reducir la tasa de infección entre los jóvenes" y recuerda que en todo el mundo hay unos 14 millones de jóvenes que viven con el virus.

"Nos inquieta que los gobiernos no lleguen a cumplir el compromiso de reducir de 25 por ciento la tasa de infección entre los jóvenes de entre 15 y 24 años", indica el secretario general de la Federación, Didier Cherpirtel.

Fuente: EFE

Más información: Cobertura especial de la lucha contra el Sida

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.