El show de Les Luthiers, por dentro