Juristas de todo el mundo deliberan en Buenos Aires

El lema es "La justicia del futuro"
(0)
30 de octubre de 2000  

Comenzó ayer en el Hotel Sheraton el 44º Congreso de la Unión Internacional de Abogados, un foro de deliberación anual en el que 1250 abogados de 63 países discutirán temas relacionados con "La justicia del futuro", lema del encuentro.

La UIA es una asociación multicultural y plurilingüe con sede en París que nació en 1927, cuyo objetivo es defender la profesión del abogado. Agrupa a los principales colegios y asociaciones de la actividad y es consultora permanente de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Es la primera vez que un país sudamericano es sede de un congreso de la UIA. El de este año girará en torno de tres temas: la jurisdicción internacional concurrente en materia de delitos internacionales; la neorregulación, los servicios públicos y el rol del Estado en un mundo globalizado y los desafíos que se le presentan a la ciencia del derecho en la era de la globalización y las nuevas tecnologías.

En el acto de apertura, el jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Aníbal Ibarra, expresó que el mundo está sentando jurisprudencia en materia de derechos humanos (en relación con los casos de Augusto Pinochet, los crímenes en Yugoslavia y el narcotráfico). "Estamos marchando hacia la internacionalización del delito, lo cual implica internacionalizar las formas jurídicas", dijo Ibarra.

El presidente del congreso, Héctor Pérez Catella, de la Argentina, habló sobre el papel irremplazable que le cabe al abogado, "actor necesario para construir la paz social", y llamó a todos los presentes a batallar por la seguridad jurídica. Por su parte, el presidente de la UIA, el español Luis Delgado Molina, se mostró preocupado por el hecho de que los gobiernos quieran "derogar el secreto profesional de los abogados en función de intereses públicos".

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.