Los candidatos definen quién conducirá el área educativa

Menem eligió a un rector; Kirchner seleccionaría en su entorno
(0)
8 de mayo de 2003  

Aunque no goza de la atención que reciben áreas como Economía o Relaciones Exteriores, la designación del titular del Ministerio de Educación es un buen espacio para enviar señales a la sociedad y al propio arco político.

Así, el elegido de Carlos Menem para ese lugar es Juan Alejandro Tobías, rector de la Universidad del Salvador (USAL), sin experiencia en la función pública ni afiliación partidaria. Por su parte, Néstor Kirchner evalúa ofrecer la cartera educativa a una figura reconocida en el campo, un apartidario que dé una imagen de prestigio al gabinete.

Su otra opción es preservar ese ministerio de la influencia duhaldista y designar a un integrante de su propia tropa. De hecho, el nombre de la ex ministra Susana Decibe, que circuló inicialmente como candidata al Palacio Pizzurno, va perdiendo fuerza.

El nombre, que Kirchner decidirá sólo si gana el ballottage, surgiría de un equipo de especialistas -algunos con actuación política, otros académicos- que trabaja desde hace meses en la elaboración de una propuesta.

Una candidata es la actual presidenta del Consejo Provincial de Educación de Santa Cruz, Silvia Esteban, profesora de Historia y esposa de uno de los principales operadores políticos de Kirchner. LA NACION quiso comunicarse con ella, pero no respondió las llamadas.

Desde mendoza

Otro nombre en danza es el de la senadora justicialista mendocina María Cristina Perceval, de 46 años, doctora en Filosofía y profesora universitaria. Perceval dijo a LA NACION que no recibió ofrecimientos, pero detalló la propuesta del grupo.

"La prioridad será la integración federal de un sistema educativo, con una política común. Entendemos la educación como un ámbito de inclusión social, por eso mejoraremos las políticas compensatorias", dijo.

La recomposición salarial docente y el mejoramiento de sus condiciones de trabajo, la extensión de la jornada escolar, la revisión de la estructura del polimodal y la garantía de una universidad pública y gratuita forman parte de la plataforma.

Otro integrante del grupo es el justicialista Tulio Del Buono, ex rector de la Universidad Nacional de San Juan y ex legislador provincial.

Dos días después de la primera vuelta electoral, Menem llamó por teléfono a Juan Alejandro Tobías, rector de la USAL desde 1985, para ofrecerle el Ministerio de Educación.

Sin afiliación partidaria ni experiencia en cargos públicos, Tobías, de 60 años, se declaró "sorprendido" por el ofrecimiento, pero lo aceptó enseguida y pidió licencia en la USAL.

Licenciado en Filosofía, Tobías fue presidente del Consejo de Rectores de Universidades Privadas (CRUP) durante la década menemista. De perfil bajo, se ha dedicado a desarrollar vínculos con universidades del exterior y es miembro de varias organizaciones universitarias internacionales.

Según contó a LA NACION, su prioridad será "establecer políticas de aplicación obligatoria desde el Consejo Federal de Educación, para armonizar el sistema educativo". Buscará garantizar el calendario escolar y evaluar los resultados de la reforma educativa comenzada hace diez años "para corregir lo que hiciera falta". Se declaró partidario de la enseñanza gratuita, pero afirmó que "hay flexibilidad para que cada universidad decida cómo quiere obtener sus recursos".

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.