Los escritores recorrerán el país

Durante enero y febrero, autores argentinos darán conferencias; también harán de libreros
Juana Libedinsky
(0)
14 de diciembre de 2001  

Dicen que al actor Pablo Rago apenas le faltó la gorrita para convertirse en el empleado del mes cuando tomó la posta de boletero en la exitosísima campaña Vamos al Cine.

Quizás el miércoles próximo se pueda decir lo mismo de María Esther de Miguel, Marcos Aguinis o alguno de la decena de escritores más importantes del país. Todos serán libreros por unas horas en el lanzamiento de la campaña Vamos a Leer, que además los llevará a recorrer las provincias, en un fuerte programa de promoción del que también participarán estrellas internacionales, como Martin Amis, Antonio Tabucchi, Michel Houllebecq y Paul Auster.

Será un verano "intensamente literario", según prometen los organizadores de la Secretaría de Cultura de la Nación. Y muy federalista.

En la ciudad de Buenos Aires, el miércoles próximo, los escritores más famosos venderán libros, firmarán los propios, aconsejarán sobre sus favoritos y dialogarán informalmente con el público recorriendo diversas librerías. El mismo esquema será realizado en Rosario, Mendoza y Salta, y luego extendido al resto de las provincias.

"Con el cine por dos pesos, más la presencia de famosos, logramos que cerca de 600.000 personas compraran la entrada. Queremos repetir esa misma idea aplicada a los libros. Para promover la lectura, pero también el consumo, con algo muy masivo", dijo a LA NACION el secretario de Cultura, Darío Lopérfido.

Es decir, una estrategia que logre diferenciarse de la pasada Semana del Libro, organizada por la Cámara Argentina del Libro (CAL) y para la cual la secretaría cedió espacio publicitario en Canal 7. La iniciativa no logró buenos resultados, al no cumplir con las ofertas prometidas y por la gran abstención en la participación de los libreros, en particular de las cadenas grandes.

"No había un estímulo real, algo significativo, pero esta vez va a ser distinto", prometió el funcionario.

Libros gratuitos

Por eso, durante una semana, y junto con la CAL, comenzará una promoción por la que se regalará un libro por la compra de otro. El Gobierno editó 200.000 ejemplares de grandes obras de autores locales, como Jorge Luis Borges, Adolfo Bioy Casares, Baldomero Fernández Moreno y Alfonsina Storni, entre otros.

En enero y febrero, todos los jueves, a las 19, dos escritores se encontrarán en distintos puntos del país para conversar sobre su propia producción, resaltando las influencias que reconocen en la historia de la literatura argentina. En general, se intentó combinar la presencia de un escritor consolidado con la de otro, de una generación más joven.

De esta manera dialogarán, por ejemplo, Antonio Dal Masetto y Juan Forn, en Bariloche; en Pinamar, Federico Andahazi y Liliana Heker; en Salta, María Esther De Miguel y Federico Jeanmaire, y en Mar del Plata, Patricia Sagastizábal y Diego Paszkowski, entre otros.

Lopérfido también confirmó la presencia en el verano del inglés Amis, del italiano Tabucchi y del francés Houllebecq, invitados por acuerdo con la agencia literaria de Guillermo Schavelzon; ellos participarán en algunas de las actividades previstas, además de las conferencias planeadas en el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (Malba). Paul Auster llegará algo más adelante, en abril, y además dará la conferencia de apertura de la próxima Feria del Libro.

En cuanto a la poesía, "uno de los géneros que más han crecido en los últimos años", según Darío Sztajnszrajber, coordinador general del programa, también se organizarán recorridos del país. "Evitaremos la porteñada de mover gente de la Capital a que predique en las provincias. Por el contrario, llevamos a los poetas, editores, y la movida de Chubut a Jujuy, o la de Bahía Blanca a Villa Carlos Paz", aclaró.

Entre otros, Ricardo Romano y Angeles Barletta estarán en Puerto Madryn, el 8 de enero; Gustavo López, en Villa Carlos Paz, el 15; Cristian Aliaga, en San Salvador de Jujuy, el 22; Reynaldo Jiménez, en Comodoro Rivadavia, el 29; Carlos Pereiro, en Merlo, San Luis, el 5 de febrero; Daniel Mujica, en Salta, el 12; Anahí Mallol, en Neuquén, el 19, y Eduardo Mileo y Javier Cófreces, en Río Grande, el 26.

Finalmente, por las playas de la costa atlántica circularán bibliotecas ambulantes -llamadas bibliomóviles- para que los turistas puedan elegir entre 500 ejemplares. Sólo se les pedirá un documento para que los libros no queden olvidados bajo algún castillo de arena.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.