Un proyecto de ley para subsidiar editoriales independientes y más ayudas para el sector

Legisladores porteños proponen que se subsidie a editoriales independientes
Legisladores porteños proponen que se subsidie a editoriales independientes Fuente: LA NACION - Crédito: Alejandro Guyot
Daniel Gigena
(0)
13 de julio de 2020  • 12:50

Ante la crisis en el sector del libro que agravó la pandemia, representantes del bloque del Frente de Todos de la Legislatura porteña presentaron un proyecto de ley para que la ciudad de Buenos Aires ofrezca una "asistencia económica de emergencia" a las editoriales independientes. El proyecto de los diputados María Bielli y Juan Manuel Valdés impulsa además la creación de un registro único de editoriales independientes de la ciudad de Buenos Aires, uno de los polos de la edición en la Argentina y América Latina. El subsidio alcanzaría los cien mil pesos y los legisladores estiman que el presupuesto total ascendería a los trescientos millones de pesos.

"Se trata de un acompañamiento económico a las editoriales de la ciudad de Buenos Aires -confirma Bielli a LA NACION-. Sabemos que toda la cadena del libro está sufriendo, como el conjunto de la economía, pero particularmente y producto de los últimos cuatro años, hubo una caída en sus ventas muy importante. El proyecto se explica también de la mano del que presentamos con el diputado Valdés de acompañamiento y apoyo a las librerías de barrio de la ciudad". Las editoriales podrían recibir un subsidio de cien mil pesos para la impresión de nuevos títulos o reediciones. Además, se abriría una línea de créditos con tasa cero y se constituiría un registro de editoriales independientes. "Nos parece fundamental para pensar cualquier tipo de política pública. Es una lógica que el gobierno porteño ya tiene con los centros culturales y los teatros independientes".

Si bien está presentado, el proyecto aún no está cerrado y se discutirá en las comisiones de Comunicación Social y Presupuesto (y no en la de Cultura, curiosamente). Para su elaboración, los legisladores consultaron a varios editores de sellos independientes y al investigador Alejandro Dujovne.

"En una agenda pública sobresaturada, la presentación del proyecto sobre librerías y ahora el de editoriales logran colar en la discusión política la situación de deterioro que vive el sector del libro, un área cultural y económica clave de la ciudad -dice Dujovne, doctor en Ciencias Sociales y autor de Una historia del libro judío. La cultura judía argentina a través de sus editores, libreros, traductores, imprentas y bibliotecas-. Antes que propuestas cerradas y excluyentes, estos proyectos funcionan como invitaciones a pensar políticas concretas y a comprometer recursos específicos que impidan la destrucción de parte del entramado editorial y librero porteño. Menos editoriales significan, entre otras cosas, menos posibilidades de que escritores y escritoras puedan publicar sus obras, y menos librerías, menos posibilidades de que esas obras se difundan. La política tiene un papel decisivo en la protección y promoción de nuestra vida cultural, especialmente en una situación crítica como la que estamos atravesando".

El proyecto establece que, para solicitar el subsidio de cien mil pesos, las editoriales deben haber publicado en 2019 entre tres y veinticinco libros y contar con una distribución en cinco librerías de la ciudad de Buenos Aires como mínimo. Alrededor de doscientas editoriales independientes porteñas cumplen con esos dos requisitos. Según datos del sector, desde mediados de marzo la producción y la venta de libros cayeron un 60% y la Cámara Argentina del Libro estima que 2020 será un año negro para la industria editorial, aún peor que en 2002.

Más medidas para el sector

El ministro de Cultura de la ciudad de Buenos Aires, Enrique Avogadro, indica que desde el Ministerio trabajan en conjunto con las librerías porteñas y con la Feria de Editores, que este año se realizará en modo virtual."Estamos muy atentos a lo que sucede en el sector editorial y participando de una mesa con la Red de Librerías Independientes y representantes del sector editorial para ver distintas medidas posibles para ayudarlos -señala Avogadro-. Estaremos acompañando nuevamente a la Feria de Editores, uno de los canales de venta más importantes que tienen las editoriales. Por otro lado, estamos haciendo un fuerte trabajo con las librerías independientes, que son el otro canal más importante de venta. Respecto a las librerías independientes de la ciudad, logramos que puedan mantener la venta incluso en esta vuelta a la primera fase. Y trabajamos para armar el protocolo para que puedan hacerlo con venta por delivery".

Este jueves se votará en la Legislatura un proyecto de ley enviado por el gobierno porteño, donde se estipula que los comercios no esenciales cuyas actividades se vieron afectadas durante la cuarentena quedarían eximidos del pago de ABL durante junio y julio. Las librerías que cuentan con un local de venta a la calle y, no poseen más de una sucursal figuran entre las beneficiarias. Se multiplican las medidas de alivio económico para los afectados por la cuarentena.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.