La grave lesión del goleador. Batistuta, dos meses inactivo