¡Al fin! Brian Castaño vuelve a los rings

Osvaldo Príncipi
Osvaldo Príncipi PARA LA NACION
Castaño regresará a la actividad el 2 marzo próximo, en Nueva York
Castaño regresará a la actividad el 2 marzo próximo, en Nueva York Fuente: Archivo
(0)
3 de enero de 2019  • 23:59

Después de mucho tiempo, el bonaerense Brian Castaño, único campeón mundial argentino, rompió el letargo que arrastraba su carrera y promovió la noticia más esperada por todo el ambiente pugilístico: tiene rival y fecha para su tercera exposición del título de los medianos juniors de la Asociación Mundial de Boxeo. Volvió a escena y se encendió, otra vez, cuando aparentaba apagarse.

El invicto matancero, de 29 años y con 18 victorias (12 KO), realizará el combate más trascendente de su campaña frente al excampeón mundial cubano Erislandy Lara, el 2 de marzo próximo, en el imponente Barclays Center de Brooklyn, Nueva York.

El anuncio oficial de Castaño vs. Lara fue asfixiado por las dos grandes ocupaciones que la cadena de televisión Showtime afronta en estas horas: el desquite entre el estadounidense Deontay Wilder y el inglés Tyson Fury, por el mundial de los pesados, previsto para junio próximo, y el misterioso relanzamiento de las negociaciones para reflotar la revancha entre el filipino Manny Pacquiao y el estadounidense Floyd Mayweather, escasamente creíble por distintas circunstancias. Sobre todo, porque nadie cree que Pacquiao derrote al también estadounidense Adrien Broner el 19 de este mes ni que Mayweather vuelva a medirse con un boxeador real tras sus exitosos experimentos frente a luchadores y kamikazes.

Castaño denuncia una discontinuidad llamativa entre sus presentaciones mundialistas. Y eso es preocupante e influyente en su formación profesional, sobre todo porque ya cumplió 29 años y dejó de ser un pibe. Peleó por última vez hace un año, derrotando al francés Cedric Vitu por KO técnico en el duodécimo round, el 10 de marzo último en Boulogne-Billancourt, Francia. Lo hizo ocho meses después de retener por primera ocasión el cetro, ante el francés –marfileño de nacimiento– Michel Soro en Evian. También tomó, para esta ocasión, un tiempo –excesivo– de algo más de siete meses desde que logró la corona mundial contra el puertorriqueño Emanuel de Jesús, por KO, el 26 de noviembre de 2016.

Boxea con los espacios prolongados que puede escoger solamente un campeón rico y consagrado. Y él no lo es aún. ¿A qué se debe todo esto?

Castaño decidió no participar en peleas formativas de baja paga. Su condición de campeón "regular" y la política displicente de la AMB le permitían escoger retadores moderados y sumar dólares. Sin embargo, los rechazó. Va a fondo y por todo. El riesgo, la gran bolsa y la incertidumbre.

Lara implica un combate incómodo y difícil. Aparenta ser un púgil acabado de 35 años, pero está lleno de hazañas boxísticas. Desertó del equipo cubano en plenos Juegos Panamericanos de Río de Janeiro 2007 y fue apresado en las playas cariocas. Sufrió todo tipo de deshonores y consiguió, posteriormente, ingresar a Estados Unidos, donde se consagró campeón mundial en 2013. Perdió por puntos una polémica pelea contra el mexicano Saúl "Canelo" Álvarez, en 2014. Resignó el "supercampeonato" de la AMB frente al estadounidense Jarett Hurd, el 7 de abril pasado. También registra casi un año de inactividad y eso es grave a su edad y a esta altura de su vida.

Castaño pasó las fiestas en Los Ángeles. Trabajando duramente y lejos de los rompeportones, las cañitas voladoras y los globos de fuego de su San Justo natal y querido. Guantea en pleno con el ruso Taras Shelestyk y los norteamericanos Axel Rocha y Chris Pearson. Ya no hay tiempo para pausas ni para dudas. Escogió ir –directamente a las grandes ligas. Cree estar preparado para ello. Lara representa mucha más que una materia por rendir.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.