El apriete de los barras de Racing a Lisandro López y Coudet, citados como testigos

Coudet tuvo que lidiar con unos de los males del fútbol que parece imposible erradicar: los barras
Coudet tuvo que lidiar con unos de los males del fútbol que parece imposible erradicar: los barras Fuente: LA NACION - Crédito: Daniel Jayo
(0)
15 de marzo de 2019  • 10:11

No todo es paz en Racing: el líder de la Superliga, que se mantiene en la cima del campeonato y se encuentra a tres fechas de consagrarse campeón, sufrió una apretada por parte de la barra brava que fue denunciada por uno de los utileros del club en la UFI Nº1 de Avellaneda. El hecho habría ocurrido el pasado 5 de febrero: los dos cabecillas del violento grupo habrían visitado al plantel y se habrían reunido con Eduardo Coudet y Lisandro López.

Tanto el entrenador como el ídolo de la Academia fueron citados a declarar en calidad de testigos el pasado lunes 11 de marzo por la fiscal María Alejandra Olmos Coronel. Sin embargo, ninguno de los dos se presentó y volverán a ser convocados en breve.

El hecho habría ocurrido durante el Día del Empleado de Instituciones Deportivas que se celebra cada 5 de febrero, por lo que la cantidad de empleados en el Cilindro era escasa. Según testimonios que recopiló la fiscalía, los barras conocían al detalle los sueldos y premios de cada integrante del equipo y habrían exigido indumentaria y 30.000 dólares en un diálogo que mantuvieron con López y Coudet.

Lisandro López y un mal momento, esta vez lejos de la pelota
Lisandro López y un mal momento, esta vez lejos de la pelota

El plantel habría accedido al pedido al entregarle bolsos con la camiseta que la Academia estrenó en el duelo por Copa Sudamericana frente al Corinthians, aunque no accedieron a entregar la cuantiosa suma solicitada. Gustavo Grabia, periodista de TyC Sports, manifestó que el utilero aportó en su denuncia que los barras lo habían apretado para que entregara indumentaria del club y para que pactara un encuentro con los dos máximos referentes del equipo.

Un policía de consigna, ubicado en uno de los accesos del club en aquel 5 de febrero, certificó que vio ingresar a dos personas que "iban a hablar con el plantel". En tanto, la Justicia pidió las cámaras de seguridad que ratificarían la presencia de las barras. El apuntado en la causa sería Josi, apodo de José Repetto, quien desde hace un puñado de meses habría asumido la conducción de la barra de Racing. Josi tiene prontuario: en 2007 fue protagonista de una causa similar por aprietes al plantel.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.