Opinión. ¿Cuándo comenzar a competir?