El fin de una etapa: Aguerre deja La Dolfina

El campeón argentino ya no tendrá 40 goles; el Nº 3 y el equipo aún no definieron los próximos pasos; Stirling sería el reemplazante de Mariano
Xavier Prieto Astigarraga
(0)
24 de diciembre de 2009  

El La Dolfina multicampeón argentino 2005-2009 se despide así: campeón. La formación que ganó cuatro de los últimos cinco abiertos de Palermo interpretó su función final el 12 del actual, cuando un gol de oro de Mariano Aguerre le reportó el 17-16 sobre Ellerstina. Esa, la del tanto del Nº 3 en el chukker suplementario, fue la última acción de Aguerre para el club de Cañuelas: anteanoche comunicó a sus compañeros que se marchaba. Con la salida de su capitán, La Dolfina abandonará su handicap de 40 goles, pues Mariano no será suplido por otro jugador de 10.

Por ende, quedará sólo Ellerstina como conjunto de valorización ideal y en 2010 no habrá nuevos partidos oficiales de 80 tantos, como lo fueron una definición de zona del Abierto de Hurlingham (Ellerstina 19 vs. La Dolfina 13) y el citado desenlace del Argentino Abierto.

La despedida de Aguerre tuvo lugar en buenos términos. Se reunió el lunes a la noche con Adolfo Cambiaso, Bartolomé Castagnola y Lucas Monteverde, y les hizo conocer su decisión. "Como todo fin de temporada, hay replanteos. Y éste me pareció un buen momento como para dar un paso al costado. Estoy encantando con esta determinación, porque es lo mejor para mí y para el equipo. Terminamos ganando los cinco años que tuvimos. Y en esos términos. Ese fue uno de nuestros logros", comentó ayer a LA NACION el polista de 25 de Mayo, mientras cubría en automóvil el trayecto Colonia-Punta del Este.

En rigor, el adiós de Aguerre ya era una posibilidad muy cierta en los últimos días, pero cabía la duda sobre si el ocho veces campeón argentino continuaría. Había predisposición de sus compañeros a seguir juntos, con algunos ajustes para el año próximo, pero la determinación pasó exclusivamente por el Nº 3. "Ellos respetaron mis puntos de vista, les pareció acertado terminar así. La situación era distinta a, por ejemplo, la de 2007 [tercera conquista sucesiva en Palermo]. Cambiaron varias cosas, había otras motivaciones. Las cosas cumplen su ciclo y muchas veces no tienen un porqué", agregó.

Aguerre decidió su salida sin tener algo pensado para el futuro. Hay varias posibilidades, pero ninguna en firme. "Sé que tengo la organización, el físico, varias cosas como para seguir. Pero hoy por hoy no sé en qué. Nunca fui de pensar tanto para adelante, y no podía jugar en La Dolfina pensando en otro equipo; di el 100% para éste. Si tengo que no jugar un año, no jugaré. No me pongo plazos para decidir", manifestó.

Claro que la otra pregunta es ¿qué hará La Dolfina?. Como el que fue su capitán, no tiene nada decidido. Al menos en palabras de su líder, Cambiaso. "Tenemos tiempo para definirlo. Necesito estar un tiempo tranquilo para ver qué hago. Yo iba a bajarme un año de la Triple Corona, pero calculo que vamos a terminar jugando. Hoy tengo entusiasmo por jugar, pero por ahí vengo de afuera con mucho laburo, nos hacen jugar Tortugas con el equipo completo y eso no ayuda mucho. Pero seguramente vamos a terminar jugando. Me divertiría jugar con Pelón [David Stirling, Nº 3 de Indios Chapaleufú II], que tiene los caballos en La Dolfina. Somos muy amigos. Está de luna de miel y tenemos tiempo para hablar", comentó Adolfo a LA NACION desde Cañuelas.

Tras un negativo 2004, el Nº 1 cambió la alineación y llevó a Aguerre a La Dolfina (Monteverde ingresó por elección de Castagnola). Con Mariano, Adolfito había ganado numerosos títulos por Ellerstina, y repitió éxitos entre 2005-2009. "Mejor que lo que nos fue no nos va a ir. Arrancamos en 36 goles, terminamos en 40. Este año, nos salvó un poco Palermo, porque veníamos agarrados de un hilo. Pero no merecíamos terminar mal. Era mejor hacerlo ganando, porque hemos hecho bastante historia", repasó Dolfi .

Algo parecido piensa quien se va, Aguerre: "Fue una etapa llena de cosas buenas. Espectacular, tanto para el equipo y el club como para mí en lo personal, en lo profesional, todo. Este equipo dejó una marca grande en el polo. No merecía un final malo esta película. Podría haber terminado mal y tuvo el mejor final posible". Una película, la de La Dolfina 2005-2009, en la que luego de la palabra "fin", en lugar de subtítulos aparecen títulos. Varios. Y muy importantes.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.