El poder de las medidas acertadas

Ramella llevó al éxito a Kiss of Lion.
Ramella llevó al éxito a Kiss of Lion.
(0)
25 de marzo de 2000  

Una decisión en el momento justo tiene el poder de cambiar situaciones. Y eso fue exactamente lo que definió en favor de Kiss of Lion (Coeur de Lion) el clásico América (G II-1600 m), de ayer en San Isidro .

A 500 metros del disco, cuando corría de los últimos y pegado a los palos, Damián Ramella advirtió tráfico pesado por esos lares y optó por ceder pocos metros, abrir a Kiss of Lion y atropellarlo.

Con el camino libre, superó al puntero Tuozzo cerca del final y luego controló al gran favorito Llers Fitz , que perdió una prueba de novela. Justamente Llers Fitz, junto con Master Class y Adorjinsky no pudieron zafar del cajón en que quedaron encerrados por Berong .

Para Kiss of Lion, el América significó entrar con el pie derecho en los clásicos de grupo. Llers Fitz, en cambio, perdió algo de los puntos que ganó tras el Martínez de Hoz, aunque con la suerte de su lado, el resultado hubiera sido otro.

Adorjinsky, cuarto, y Master Class, séptimo, merecen otra oportunidad, y a Tuozzo, tercero, le sobró valentía pues sólo cedió la delantera en los metros finales.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.