Super Rugby. El vuelo de regreso de Jaguares y la búsqueda de desquite contra los All Blacks

Los Jaguares y una de las tantas fotos con seguidores que los tuvieron como protagonistas en el vuelo de regreso a Buenos Aires
Los Jaguares y una de las tantas fotos con seguidores que los tuvieron como protagonistas en el vuelo de regreso a Buenos Aires Crédito: Instagram
Juan Manuel Trenado
(0)
7 de julio de 2019  • 23:59

El ánimo ya es otro. Volvieron las sonrisas, los juegos de cartas antes de emprender el regreso a Buenos Aires, las charlas y algunos hasta empezaron a proyectar el partido del 20 de julio en la cancha de Vélez contra los All Blacks.

Los Jaguares perdieron la final del Super Rugby contra Crusaders, pero tienen un par de semanas para hacer el duelo, cambiar de camiseta y buscar una revancha en el debut del Rugby Championship. Nunca pudieron los Pumas contra Nueva Zelanda. Pero si hay algo que le sobra al equipo es confianza y convencimiento. Más que nunca después de este torneo inolvidable.

"Este es el comienzo de algo lindo. Yo estoy seguro de que vamos a tener muchas más de estas en los próximos años. Estoy muy contento de lo que hicimos", analizó Agustín Creevy. Y continuó: "Debemos levantarnos, porque en dos semanas tenemos a los All Blacks en casa. Esto es lo que nosotros elegimos y el gran desafío que tenemos. Lo aceptamos y lo queríamos. No hay tiempo para pensar mucho en la derrota. Hay que meterse de lleno en lo que va a ser el Rugby Championship y el objetivo principal del año que es el Mundial de Japón".

En el vuelo NZ 30 de Air New Zealand, los jugadores volvieron juntos con algunos pocos familiares que viajaron a verlos, amigos y varios hinchas. Antes del despegue, tras los anuncios de rutina en inglés, tomó el micrófono Lorena Moero, la única asistente de vuelo que hablaba español, y saludó al equipo. "Queremos contarles que están viajando con nosotros los Jaguares que vienen de jugar la final de Super Rugby. Como argentina quiero decirles que nos hacen sentir orgullosos por el excelente trabajo que hicieron", dijo.

La mención fue acompañada por aplausos y una breve ovación de los argentinos que compartían el viaje. En pleno vuelo, Lorena, que es porteña, cuenta: "Vivo en Nueva Zelanda hace 16 años. En la Argentina no miraba rugby, pero allá es casi obligatorio saber algo. Todavía me cuestan algunas reglas, pero empecé a mirar. Y para el 20, en la cancha de Vélez ya tenemos arreglado que vamos a ir con toda la tripulación a ver el partido. Ellos ya saben que yo estoy con los Pumas".

El clima de selección ya se vive desde temprano. Mario Ledesma, que viajó a Nueva Zelanda especialmente para estar cerca de los jugadores, conversó con varios de ellos, especialmente con Jerónimo de la Fuente en el aeropuerto de Christchurch.

Un poco antes, el plantel se enteró de la convocatoria del wing Santiago Cordero para sumarse a la lista. Aunque había quedado fuera del llamado inicial, el proceso de recuperación de Bautista Delguy fue más lento del esperado y se abrió un cupo para uno de los jugadores que estuvo en la primera etapa de Jaguares, en 2015, y luego emigró al rugby europeo (jugó en Exeter, de Inglaterra, y ahora fue transferido a Toulouse).

Tras conocerse que Gonzalo Quesada no formará parte del equipo de ayudantes de Ledesma en Japón 2019, hubo varios rumores. Primero se escuchó que el técnico de Jaguares iba a colabrorar en el Rugby Championship. Luego que sólo lo haría en los primeros dos partidos. La última versión fue que Gonzalo Quesada y Andrés Bordoy serán asesores del entrenador principal. Nada está confirmado.

Lo que es seguro es que la idea de aprovechar el buen trabajo de los staff de los dos equipos es algo que siempre está presente. En la conferencia de prensa en el Orangetheory, apenas terminada la final, Quesada analizó: "Es el momento de felicitar el enorme trabajo de todo el staff. Bordoy hizo un laburo muy bueno en las formaciones fijas. El scrum le jugó de igual a igual a Crusaders en Canterbury y eso es increíble. Y también Juan Fernández Miranda en los trabajos con el pie, en los que crecimos durante todo este año".

En la llegada en Ezeiza, el reencuentro con los afectos fue otra motivación para dejar a tras la derrota en la final del Super Rugby y encarar con fuerza los trabajos para vestir la camiseta de la selección.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.