En búsqueda del gol perdido

(0)
22 de marzo de 2000  

La Argentina de Marcelo Bielsa nunca goleó, jamás se impuso por más de dos tantos de diferencia. En cinco de los 16 partidos del ciclo no anotó. Entre Roberto Ayala, Samuel, Pochettino, Simeone y en dos ocasiones Sorin, convirtieron seis de las 20 conquistas albicelestes. Los datos revelan que el poder de fuego del ataque del seleccionado no ha resultado para nada arrollador.

Ni siquiera desde el punto del penal aprovechó para lograr más goles, porque hay que recordar que falló los cinco disparos que tuvo: tres atajados (a Gustavo López, Martín Palermo y Roberto Ayala) y dos desviados, ambos por Palermo.

El goleador en la era Bielsa es Palermo, pero solamente con tres conquistas. Un futbolista que disputó menos de la mitad de los encuentros del ciclo y que hoy está en recuperación por una rotura de ligamentos, que le demandará entre tres y cuatro meses más de inactividad.

  • En las posiciones de extremos derechos e izquierdos, más los centroatacantes, Bielsa ensayó hasta aquí con 12 futbolistas en posiciones ofensivas. Y el resultado en los arcos adversarios ha sido una discreta cosecha de tantos. El detalle entre goles y partidos jugados, en casi todos los casos, es significativo y esclarecedor: Palermo anotó 3 goles en 7 partidos; Batistuta, 2 en 3; Ortega, 2 en 9; Kily González, 2 en 12; Cruz, 1 en 2; Crespo, 1 en 6, y Gustavo López, 1 en 10. Otros atacantes nunca festejaron, como Guillermo Barros Schelotto (en 8 cotejos), Guglielminpietro (6), Claudio López (5), Pandolfi (2) y Santiago Solari (2).
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Deportes

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.