"Ahora, no habrá excusas para nadie; estamos todos iguales"