Asad pateó el tablero, y hará varios cambios para visitar al Globo