Opinión / Un campeón con estilo. Auténtico Argentinos de Borghi