Beccacece, tras el agónico triunfo de Independiente: su respuesta a los insultos de los hinchas y por qué piensa que va por el camino correcto

Fuente: FotoBAIRES
Andrés Vázquez
(0)
30 de septiembre de 2019  • 11:27

No siempre los triunfos alcanzan para desgarrar satisfacciones y sembrar tranquilidad. El presente de Independiente lo sabe. Es una torre de vértigo desparejo que rebota contra cualquier límite convencional. Más allá de que ganó los últimos tres partidos que disputó (1 a 0 con Atletico Tucuman, 1 a 0 ante Defensa y Justicia -por Copa Argentina- y 3 a 2 con Talleres ), su fútbol, ese modo de jugar, parece convivir con desilusiones y resurrecciones desde que Sebastián Beccacece asumió como director técnico.

Si bien Independiente ganó merecidamente ante Talleres por 3 a 2, el gran déficit sigue siendo la irregularidad de su funcionamiento, un aspecto más que importante si se tiene en cuenta que se buscó a Beccacece para que imponga su impronta y estilo ofensivo. "El equipo tuvo el valor para hacer lo que había que hacer. Ganar y jugar bien. Tuvimos un rendimiento muy interesante, con triangulaciones y muchas situaciones de gol… Estamos contento con el grupo a pesar de los detalles a ajustar. Los jugadores tuvieron el valor de venir y darle a la gente lo que quería ver: buen fútbol", analizó el DT.

En relación a las reprobaciones que tuvo de los hinchas por los cambios, Beccacece prefirió esquivar polémicas y justificó: "Yo soy muy respetuoso del hincha. No le puedo pedir que sea racional en momentos así. Sé lo que sienten porque yo tambien soy hincha y sufro de esa manera". Y agregó: " Pablo Pérez salió porque pidió el cambio. Tanto Silvio Romero como Pablo lo pidieron. Hoy tuvimos que exigirnos a una intensidad muy alta porque si el rival ganaba quedaba primero".

El equipo mostró la identidad de juego que pretende el DT, aunque pagó caro el relajamiento y debió escuchar la furia de sus hinchas para reaccionar y festejar. Por eso, tras el transitorio empate de Talleres, luego de estar dos goles abajo, el público que copó el Libertadores de América no dudó en descargar su bronca directamente contra Beccacece, que en el gol de Figal se tomó revancha y le devolvió el gesto a los plateistas ubicados detrás del banco de suplente. "El fútbol es así. Al principio no lo grité y al final llegó el desahogo y lo grité con la gente que estaba atrás. Tras el empate todos sentíamos que era una injusticia, impotencia, bronca. Espero que poco a poco podamos empatizar cada vez más con el hincha", justificó Beccacece.

Así y todo, el triunfo agónico ante Talleres sirve para disipar un poco las nubes de tormenta que se habían instalado tras el mal funcionamiento del equipo y la separación temporaria del plantel de Pablo Pérez. Aunque el cielo aún no es diáfano y el pronóstico es reservado. Por eso Beccacece y sus muchachos son conscientes que una caída contra Vélez la fecha que viene podría agravar el malestar de los hinchas. "Vamos a ir ganando el cariño de la gente con triunfos como este. Estoy a favor de los que se han expresado, de la autocrítica. Me hago cargo cuando el equipo no juega bien.No es sencillo jugar bien en el fútbol argentino, pero dimos una muestra de carácter, juego y contundencia", agregó.

Ahora habrá que ver si el técnico logra edificar una estructura más sólida a partir de la tranquilidad que conceden los resultados positivos. Porque más allá de los desajustes tácticos, Independiente y Beccacece este domingo ante Talleres mostraron argumentos sólidos para aferrarse al optimismo. "Todavía tenemos un partido pendiente que nos podría dejar en un lugar de privilegio en la tabla. Es todo muy parejo, por eso hay un pelotón de casi 15 equipos en tres puntos. Vamos por el camino correcto", cerró, confiado, el DT del Rojo.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.