Boca-Huracán, Superliga: el Xeneize igualó sin goles en un tibio arranque

Argentina Superliga
  • 0
Boca Juniors

Boca Juniors

  • 0
Huracán

Huracán

Claudio Mauri
(0)
28 de julio de 2019  • 18:03

"Questo e Boca", repiten antes del partido y durante el descanso las pantallas de la Bombonera, que emiten el video oficial con la imagen y la palabra grabada de Daniele De Rossi dentro de la cancha. Los hinchas miran y consumen unos segundos más de la Rossimanía que se desató desde el jueves con la llegada del italiano. "Esto es Boca", sí, pero este Boca que empató sin goles ante Huracán es tibio, no es futbolísticamente el que más puede ilusionar, el que puede causarle la mejor impresión in situ a De Rossi.

Es cierto, hubo muchos cambios respecto del equipo que trajo un valiosísimo 1-0 de Brasil ante Atlético Paranaense. Todos los equipos argentinos que tienen la doble competencia local e internacional se abrazaron esta semana a la rotación. De arranque, Alfaro solo repitió tres nombres: Andrada, Goltz y Alonso, una pareja central alternativa a los consolidados Lisandro López e Izquierdoz.

De los pocos titulares que tuvo la formación, Alfaro puso uno que no puede faltar: Andrada. Si Boca no estuvo en desventaja antes de los 20 minutos fue por tres atajadas del arquero. Tapó un mano a mano con Garro, que se demoró y dudó mucho, y desvió remates filosos a la entrada del área de Gómez y Chávez. Mientras el equipo deambulaba en la cancha, sin tensión ni criterio, Andrada lo sostenía con reflejos y siempre bien ubicado.

Hurtado se perdió el 1-0 en una increíble situación en el complemento

00:50
Video

Le costó encontrarse a Boca, sacudirse la lentitud y salir de la presión que imponía Huracán, muy solidario para moverse en bloque y crear superioridad numérica en varios sectores del campo. Boca estaba tan distraído que hasta un tiro libre jugado de manera rápida por Calello en el círculo central se podía transformar en una situación de gol.

A partir de los 25 minutos, el conjunto de Alfaro tomó un poco la iniciativa y pudo juntar a los jugadores que tenía aptos para el pase y la asociación: Reynoso, Almendra, Tevez. También el juvenil venezolano Hurtado, que debutó como titular tras los minutos que disputó en Brasil, fue tomando confianza y se animó con el atrevimiento que se le vio en Gimnasia.

La reacción de Boca no llegó a equiparar los buenos momentos que había tenido Huracán, perjudicado cuando Abal no sancionó con penal una falta de Campuzano sobre un enganche de Garro. El árbitro después benefició al Globo al ignorar una segunda amonestación y la consecuente expulsión de Salcedo por un foul sobre Hurtado.

Con otra postura, con las revoluciones más altas salió Boca en el segundo tiempo. Levantó el nivel Reynoso, la pelota circuló con más vivacidad y los laterales se ofrecieron con sus proyecciones. No fue un aluvión ofensivo, pero sí arrinconó a Huracán y transmitió sensación de gol en más de un avance.

Fue reemplazado Almendra, un juvenil que sigue adeudando un nivel en sintonía con sus promocionadas condiciones y alta cotización. Dejó escapar otra oportunidad este espigado volante que se hunde en la intrascendencia. Boca tomó un perfil más agresivo con los ingresos del debutante Salvio y un Zárate calurosamente recibido por los hinchas.

Intentó Boca con pelotazos cruzados, con desbordes y también con un remate de media distancia de Tevez que exigió una gran atajada de Silva. Huracán cambió el libreto, se apretó sobre su área y defendió metro a metro. Vojvoda hizo cambios para reforzar la contención y al equipo el contraataque le quedó cada vez más lejos.

Una de las grandes atajadas de la noche de Andrada: le sacó un potente remate a Chávez

00:09
Video

A Boca ya no se le podía cuestionar la actitud, pero tenía pendiente la finura y claridad en los últimos metros. Salvio dejó una interesante tarjeta de presentación en un desborde con centro atrás para que Tevez definiera de frente al arco; Silva evitó el gol.

En definitiva, el partido estuvo dentro de la tónica de lo que está siendo esta primera fecha de la Superliga: pocos goles, resultados apretados, equipos necesitados de ajustes y sincronización, más preparados para defenderse con tesón que para crear juego y atacar con ideas.

Alfaro movió el plantel pensando en la Copa Libertadores. Muchas caras nuevas. Falta la de De Rossi, que desde un palco le empezó a tomar temperatura a la Bombonera.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.