Boca y River no dejan pasar oportunidad para alejarse de la AFA y la Liga Profesional