Colón ascendió en un partido caliente que se terminó antes por la invasión de los hinchas