El Pincha, decidido a pelear en los dos frentes. Con el mejor ánimo, Estudiantes ya piensa en Chacarita