Con la receta que tan bien le sienta, el Ciclón se quedó con el primer capítulo