El gol de Argentina: una sociedad perfecta entre Higuaín y Lavezzi